Alvaro Pereyra

Alvaro Pereyra

Gerente General de SinopsisBursatil.com
Domingo, 21 Mayo 2017 15:46

EL MERCADO ESTA SEMANA

Esta semana, el nerviosismo político que se venía plasmado durante las previas, sin tener un gran impacto sobre el comportamiento bursátil, finalmente tomó raíz a media semana. Es así que el S&P 500, que cerró el martes pasado por primera vez en su historia por encima de 2,400 puntos, no pudo sustentar dicho nivel ajustándose rápidamente hacia 2,357 puntos tras que se reportase que el Presidente Trump entregó inteligencia obtenida por Israel a las autoridades rusas durante su visita la semana anterior. Entre medio también se filtró otro informe de prensa en el cual se argumentó que Trump habría formalmente instado al ex Director del FBI, James Comey, que parase toda investigación relacionada con Rusia y su campaña política, injiriendo con ello intervención política indebida y obstrucción judicial. Sin embargo, dado el rápido desenvolvimiento de eventos el Departamento de Justicia inmediatamente nombró a Robert Mueller fiscal independiente para que continúe con el proceso de investigación acerca de los alegatos de prensa que se vienen realizando permitiendo que el mercado bursátil estadounidense tomase calma y tracción cerrando la semana en 2,382 puntos a medida que los fundamentales vuelvan a tomar relevancia.

Sin embargo, el mercado estadounidense no fue el único afectado por el embate político, sino que también vimos como el de Brasil se desajustó -8.2% en la semana a medida que la inversión golondrina saliese rápidamente de dicho país buscando refugio en instrumentos soberanos de países desarrollados tras que el Presidente Michel Temer habría sido grabado condonando pagos indebidos por parte de empresarios asociados a la industria de la carne al encarcelado Eduardo Cunha, persona quien estuvo a cargo del “impeachment” de Dilma Rousseff el año anterior en el Congreso brasileño para luego ser el mismo encarcelado por actos de corrupción.

Es bajo este escenario que vimos como la tasa soberana a 10 años en Estados Unidos se comprimió hacia 2.19% a medida que la aversión al riesgo tomaba forma transitoria para luego cerrar la semana en torno a 2.24%. Por su parte las empresas del S&P 500 siguieron registrando cifras por encima de las expectativas de mercado, marcando un crecimiento en ventas del orden de 7.7% y en utilidades de 13.9% en relación a igual trimestre del año anterior. No sólo tuvimos un buen crecimiento en ventas por metro cuadrado equivalente de Home Depot sino también del gigante Walmart, sustentando con ello que la demanda interna sigue robusta entrando al segundo trimestre del año.

Por el lado macroeconómico tuvimos datos dispares tras que la producción industrial mostrase un buen dinamismo del orden de 1.2% sin embargo, el índice de manufacturas de Nueva York se contrajese una vez más. Entre tanto los bancos centrales de Chile y México optaron por cambiar sus tasas de política monetaria en dirección opuesta. En el caso chileno éste decidió recortar su tasa en 25 puntos base hacia 2.5% mientras que el instituto emisor mexicano aumentó su tasa en 25 puntos base dejándola en 6.75% a medida que la inflación sigue con tendencia alcista. Por su parte, en Irán el pasado viernes el actual Presidente, Hassan Rouhani, logró una amplia victoria sobre Ebrahim Raisi cuya tendencia política se fundamentaba sobre un islamismo más conservador.

Esta semana, en Estados Unidos el foco continuará sobre la palestra política a pesar de que Trump está fuera del país viajando a través de Arabia Saudita, Israel y el Vaticano siguiendo con la conferencia de la OTAN en Bélgica para finalizar la travesía reunido con los mandatarios del G7 en Italia que lo mantendrá en el extranjero desde el 19 hasta el 27 de mayo. El sabado Trump fue recibido con honores y galardones por parte de la Familia Real saudita para luego firmar una serie de acuerdos de cooperación con dicho gobierno incluyendo un contrato de US$100 mil millones en armamento militar. Y este domingo Trump se dirigió a más de 50 líderes de naciones musulmanes ofreciendo una asociación de cooperación franca y amplia con el afán de combatir al islamismo radical. La travesía continuará mañana por Israel para luego visitar el Vaticano siguiendo un peregrinaje pseudo religioso a través de los principales centros religiosos que priman en el Medio Oriente. Por el lado macroeconómico habrá una secuencia de intervenciones verbales por distintos miembros de la Reserva Federal antes y después de la publicación del acta de la última reunión de política monetaria, documento que será formalizado el próximo miércoles 24 de mayo. También se conocerán los datos de viviendas nuevas y usadas conjuntamente con las ordenes de bienes duraderos y la segunda lectura del crecimiento del PIB del primer trimestre del año estimado en 0.8% (desde 0.7%). A nivel mundial se publicarán los datos preliminares PMI de actividad económica dándonos una sensación acerca del dinamismo que conllevan las economías desarrolladas durante el segundo trimestre del año. Por su parte en Alemania e Inglaterra también se publicarán las segundas lecturas de su crecimiento económico y se conocerá la lectura de inflación de Japón. Este último dato será analizando detalladamente ya que aun cuando la economía se expandió 2.2% durante el primer trimestre del año la inflación general anualizada se encuentra en 0.2% mientras que la subyacente, aquella que excluye los alimentos y energía, está en territorio negativo al -0.1%.

Finalmente, el próximo 25 de mayo la OPEP formalmente, junto a Rusia y otros países, deberá extender el recorte de producción petrolera hasta entrado marzo del 2018. Sin embargo, puede que Irán, Libia y Nigeria pidan exenciones adicionales en lo que resta del año para aumentar su producción. Entre medio también faltará saber las conversaciones que habría tenido Trump con los mandatarios de Arabia Saudita pudiendo alterar la decisión de la OPEP en cuanto a plazos y montos prescritos. En el frente empresarial llegaremos formalmente al cierre de la temporada de utilidades trimestrales quedando a la espera de los resultados de Best Buy, Burlington, Costco, Lowe’s y Tiffany’s entre varias otras.

Esta semana la aversión al riesgo fue finalmente gatillada por las progresivas acusaciones de que el Presidente Trump habría aparentemente, según medios de prensa, obstruido la investigación entre sus directores de campaña y el gobierno ruso tratando de influir en la decisión del ex Director del FBI, James Comey, en febrero pasado. En pos de resguardar autonomía en el proceso de investigación el Departamento de Justicia decidió asignar un fiscal independiente para que continúe las investigaciones y pueda finalmente dirimir si hubo o no delito en el proceso por parte de Trump. El asignado, Robert Mueller, fue fiscal con antelación y también ex Director del FBI entre los años 2001 al 2013, algo inusual ya que los mandatos son sólo por 10 años. Esta asignación viene en un momento crucial ya que las acusaciones de los medios de prensa en contra de la actuación de Trump continuaron sugiriendo que inclusive el Presidente sabía que Michael Flynn, el destituido Director Nacional de Seguridad, estaba bajo investigación y aun así fue designado en dicho cargo. Sin embargo, la discusión, que continuará siendo noticia en los próximos días, será si es que hubo o no un delito por Trump en el contexto donde inclusive Comey testificó bajo juramento frente al Congreso, un par de meses atrás, que no había recibido ninguna presión para cerrar casos de investigación abiertos producto de la campaña política. Añadiendo leña al fuego Trump argumentó que estaba sufriendo una “cacería de brujas” y negó públicamente que le pidió al ex Director del FBI, James Comey, que parase cualquier investigación relacionada a Rusia. No obstante, durante su primer viaje internacional Trump tendrá que continuar dando explicaciones del proceso que iniciará el fiscal independiente Mueller esta semana y que podría acarrear otra serie de titulares asociados a la investigación. 

En relación a Brasil, sin duda alguna, que el brusco movimiento cambiario producto de la crisis política generada en la cabeza del gobierno conjuntamente con un gobierno debilitado tendrán incidencia sobre las reformas estructurales hasta nuevo aviso, (o nuevo gobierno), y un impacto económico de corto plazo. Para poner aquello en contexto el Real a media semana se depreció desde R$3.09 hacia R$3.38 para luego revertir parte de las pérdidas hacia el viernes cerrando en R$3.25. Sin embargo, debemos tomar en consideración que el Banco Central de Brasil, con una tasa de inflación en torno a 4.1%, actualmente por debajo de la meta de 4.5%, podrá seguir bajando su tasa de instancia monetaria desde el actual 11.25%. El mercado estimaba hasta la semana anterior que la tasa a finales de año podría llegar a 8.5%, sin embargo, puede que dicho escenario base haya cambiado algo en las últimas horas tras la fuerte depreciación del real. Habiendo señalado aquello la producción industrial va tomando tracción entrando en territorio positivo hacia 1.1% ratificando que las bajas en la tasa de instancia monetaria están teniendo impacto positivo sobre el dinamismo que conlleva la economía.

En en el plano internacional, la tasa de desempleo en Francia cedió desde 10% hacia 9.6% alcanzando su menor nivel desde el año 2012 mientras que las ventas retail en el Reino Unido se expandieron sustancialmente el mes anterior hacia 4% (desde 2%). Por el lado europeo la inflación regional del mes de abril se ratificó en 1.9% mientras que la tasa de desempleo en Inglaterra cedió hacia 4.6% alcanzando su nivel más bajo desde 1975.  A su vez, en la semana los distintos candidatos para las elecciones inglesas del próximo 8 de junio presentaron sus “Manifiestos” con los que guiarán sus gobiernos. La Premier, Theresa May, lleva la delantera en las encuestas buscando consensuar un parlamento que le brinde apoyo durante las negociones que se llevarán a cabo con sus pares europeos. Por su parte la economía japonesa se expandió de manera más acelerada durante el primer trimestre del año pasando hacia 2.2% (desde 1.7%) con ello permitiendo que la paridad dólar – yen se haya apreciado considerablemente dejándola en ¥111.3. Por su parte, en China los precios de los bienes inmuebles se desaceleraron nuevamente pasando hacia 10.7% desde 11.3%.

Entre tanto en la semana el Banco Central de Chile decidió recortar su tasa en 25 puntos base hacia 2.5% dado que la inflación general, actualmente en 2.7%, sigue girando por debajo de su meta inflacionaria de 3% a medida que se economía continúa mostrando signos de un proceso de ralentización. Por su parte el instituto emisor mexicano aumentó su tasa en 25 puntos base dejándola en 6.75% ya que la inflación general y subyacente, siguen con tendencia al alza cerrando abril en 5.8% y 4.7%, respectivamente, ambas por encima de la meta de 3% que tienen las autoridades mexicanas. 
 

 

 


 
 

  


Miércoles, 17 Mayo 2017 11:44

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

Desde una perspectiva técnica se podría haber hecho un reprís de las últimas veces que el odómetro bursátil pasó otro hito como los 2,400 puntos esperando que el índice hubiese repuntado inmediatamente por encima de dicho nivel solidificando con ello un nuevo piso. En particular porque la producción industrial estadounidense se expandió 2.2% mostrando una clara tendencia alcista, los resultados de las empresas del S&P 500, como los de Home Depot y Target entre ayer y hoy, muestran cifras por encima de las esperadas y la tensión geopolítica internacional parecería estar corriendo su curso. Sin embargo, ayer vimos otro round entre el Presidente Trump y el despedido Director del FBI, James Comey, generando una tensión bursátil como si fuese un round de boxeo entre pesos pesados. Esta tensión ha hecho que finalmente veamos que la tasa soberana a 10 años ha cedido por debajo de 2.3% y el índice de volatilidad VIX ha trepado en horas de esta mañana de miercoles hacia 11.8 , después de que el S&P 500 llevase casi 15 días consecutivos sin moverse más de +/-0.5% intradía, algo que no ocurría desde finales de los años sesenta. 

Por el lado europeo la inflación regional del mes de abril se ratificó en 1.9% mientras que la tasa de desempleo en el Reino Unido cedió hacia 4.6% alcanzando su nivel más bajo desde 1975. Sin embargo, uno de los problemas nacientes de la economía britanica fue que los salarios se vienen expandiendo del orden de 2.4% (desde 2.5%) mientras que la inflación del mes de abril se ratificó en 2.7% generando con ello un salario real negativo. Entre tanto daría la impresión que el Banco Central de Inglaterra (BOE) espera que la inflación eclipse cercana a 3% en los meses siguientes pudiendo tener una incidencia sobre la demanda interna producto del salario real negativo. Ya veremos cuál será la postura del BOE en su siguiente reunión el próximo 15 de junio una vez que se haya conocido la formación del nuevo gobierno inglés. 

Por su parte en Japón, como suele ocurrir, por cada buena cifra que sale hay otra que pone en duda la expansión económica de dicho país. En esta ocasión fueron las ordenes de maquinaria las cuales se contrajeron -0.7% después de haberse expandido del orden de 5.6% el mes anterior. 

Finalmente, por el lado empresarial en EEUU, cabe destacar que los resultados de Target entraron por encima de las expectativas de mercado tras que las ventas por metro cuadrado equivalente solo se contrajesen del orden de -1.3% siendo que el mercado estimaba -3.7%. El precio de la acción de Target viene al alza del orden de 7.5% en el premarket siendo que los índices apuntan a una caída de -0.4%.            

Ya llevamos más de una semana en la cual los titulares de prensa están enfocados en los dimes y diretes (y tweets) que se está llevando a cabo entre el gobierno y las distintas entidades de inteligencia que estarían directa o indirectamente respaldando a Comey tras su despido. La discusión que se está suscitando desde el fin de semana anterior radica en la obstrucción de los procesos judiciales por parte de la presidencia y el ejecutivo en relación a las distintas investigaciones que se estaban llevando a cabo. A este punto daría la impresión que Trump pudiese tener grabaciones entre ambos mientras que Comey parecería que fue extremadamente meticuloso tras cada reunión preparando apuntes/memos serializados de todas sus conversaciones argumentando a través de los medios de prensa que durante la cena que tuvieron en febrero el Presidente Trump le habría formalmente pedido que dejase de investigar a quien acaba de despedir como Director Nacional de Seguridad, Michael Flynn, dada la relación que éste último tenía con el gobierno ruso. Sin embargo, la obstrucción hubiese venido si es que Flynn hubiese estado bajo investigación formal por parte de algún aparato judicial como el Departamento de Justicia algo que por ahora es inexistente. Por ahora el gobierno no ha hecho mención a los memos ya que aparentemente sólo algunos medios de prensa han tenido acceso a ellos y por ahora, como comentásemos anteriormente, no se sabe si es que el ejecutivo estaba grabando las conversaciones que podrían desmentir los comentarios de Comey. La saga de hecho continuará a pesar del viaje previsto que tiene el Presidente Trump a Arabia Saudita, Israel y el Vaticano siguiendo con la conferencia de la OTAN para finalizar la travesía reunido con los mandatarios del G7 que lo mantendrá fuera del país desde el 19 hasta el 27 de mayo. 

 

Una de las preguntas recurrentes en este escenario álgido político tendría que ver con lo que muchos han llamado el “Trump Trade” y si es que éste se revertiría si la presidencia de Trump se pone en tela de juicio. Por ahora parecería que es prematuro clamar que la crisis política tomaría un rumbo inesperado sin embargo, daría la impresión también que en el transcurso de los últimos meses los fundamentos con los que viene operando el mercado se han fortalecido porque no sólo tenemos una economía que se estima se está expandiendo del orden de 4% durante el segundo trimestre del año sino que también se estima que las ventas y utilidades del segundo trimestre se van expandir del orden de 5% y 7%, respectivamente. Este escenario base es el que ha permitido un extremadamente bajo nivel de volatilidad, pero como ya nos mencionó el CEO de Goldman Sachs, Lloyd Blankfein, hace un par de semanas atrás todo puede cambiar rápidamente. En conclusión, la saga Trump vs. Comey continuará siendo eje de titular no obstante, parecería que el escenario base bursátil no ha cambiado sustancialmente producto de la tensión política interna que se viene generando.

Domingo, 14 Mayo 2017 16:57

EL MERCADO ESTA SEMANA

Aparentemente, tras cien días de gobierno, parecía que el entorno político estadounidense entraba en ruedo en un ambiente bursátil que se beneficiaba de una economía que tomaba tracción con menores presiones inflacionarias, una Reserva Federal con ansias de seguir normalizando su tasa de interés sin indicar sobrereacciones innecesarias, las utilidades de las empresas del S&P 500 mostrando un crecimiento robusto y el bosquejo geopolítico perdiendo relevancia bursátil. Sin embargo, todo cambió repentinamente el pasado martes tras que el Presidente Trump decidiese despedir de manera abrupta al controversial Director del FBI, James Comey, limpiando completamente el resto de la agenda política estadounidense por varios días consecutivos mientras sostuvo una reunión con el Ministro del Exterior ruso, Sergei Lavrov, del cual no hubo ningún detalle dado a conocer. Efectivamente, todo este remolino político tuvo poca incidencia sobre el andamiaje bursátil ya que éste no sólo reaccionaba frente a datos de inflación menos persistentes que en meses anteriores, sino que el sector retail reaccionaba con un grado de volatilidad virulento dada la falta de dinamismo reflejado en sus ventas por metro cuadrado equivalente al momento de publicar sus utilidades del primer trimestre del año. Es así que el índice S&P 500 cerró la semana en 2,391 puntos mientras que el índice de volatilidad (VIX) se mantuvo girando levemente por encima de 10 puntos aún en un nivel estructuralmente bajo. Por su parte la tasa de interés soberana a 10 años cedió hacia 2.32% después de haber estado girando cerca a 2.40% a principios de semana producto de una caída en las presiones inflacionarias estadounidenses en el mes de abril pasando desde 2.4% hacia 2.2% mientras que el dato subyacente pasase desde 2% hacia 1.9%.

Al mismo tiempo vimos un repunte en el precio del petróleo que cerró la semana cercano a US$48 el barril rentando casi 3.5% tras que las autoridades energéticas de Arabia Saudita y Rusia argumentasen que habrá un acuerdo el próximo 25 de mayo para extender los recortes de producción petrolera entrando al segundo semestre del año mientras que los perforadores estadounidenses siguen aumentando la producción petrolera a medida que nos vamos acercando al periodo estival que empezará formalmente el próximo 29 de mayo en el hemisferio norte. Puede que el precio de crudo muestre mayor volatilidad esta semana quedando a la espera de las elecciones presidenciales en Irán que de dar un giro inesperado podrían dar por ganador al extremismo islámico cambiando rápidamente el entorno geopolítico con el cual viene operando Europa y Estados Unidos con dicha nación. Por su parte Trump estará viajando a Arabia Saudita en su primer viaje oficial partiendo el próximo sábado también llevando el tema energético sobre su agenda de negociación. Finalmente, no podemos terminar esta introducción sin mencionar el ataque cibernético que ha afectado a más de 200 mil víctimas en más de 150 países. Este lunes se extenderá dicho proceso a Asia marcando la primera pandemia de ciberseguridad a nivel mundial. Algunas empresas multinacionales han estado trabajando durante todo el fin de semana limpiando sus sistemas para evitar disrupciones a partir de mañana.

Esta semana el foco estará puesto en el entorno político y empresarial ya que por el lado macroeconómico local hay pocos datos y sólo dos intervenciones formales por parte de miembros de la Reserva Federal. Es de esperar que el gobierno de alguna manera desvie la discusión política que se viene plasmando poniendo al frente del Presidente Trump el concepto de “conflicto de intereses” tras que retirase a Comey quien estaba llevando a cabo una investigación entre los asesores políticos de Trump y el gobierno ruso. Por ahora la distracción continuará siendo ésta hasta que en las próximas horas Estados Unidos decida unilateralmente adoptar medidas bélicas en la península norcoreana tras que Kim Jong-un de Corea del Norte decidiese lanzar un misil en las últimas horas.

Lo que si recibirá algo de cobertura en las próximas semanas será el acuerdo inicial que habrían firmado los gobiernos de Estados Unidos y China con el afán de beneficiar la exportación hacia china de algunas industrias estadounidenses. Ello en el marco acordado entre Trump y el Premier chino, Xi Jinping, durante su visita oficial a principios del mes de abril. Por el lado europeo se estará conociendo el dato oficial del PIB del primer trimestre conjuntamente con la inflación del mes de abril (estimada en 1.9%). En el Reino Unido se estarán publicando los datos de desempleo conjuntamente con la cifra de inflación subyacente en un contexto en el cual el Presidente del Banco Central de Inglaterra, Mark Carney, fue extremadamente cauto con su análisis acerca del impacto del Brexit sobre la economía, sin generar sobresaltos argumentando  que la economía se vería impactada marginalmente. En Japón se publicará la lectura del PIB del primer trimestre conjuntamente con el dato de actividad terciario. Sin embargo, la semana partirá en un par de horas más con los datos de actividad China incluyendo la inversión en activos fijos (estimada en 9% desde 9.2%), producción industrial (estimada en 7% desde 7.6%) y ventas retail (estimada en 10.5% desde 10.9%) Finalmente, en la semana estaremos cerrando la temporada de resultados trimestrales con la publicación de Campbell, Deere, Foot Locker, Home Depot, Ross, Staples, Target, TJX y Walmart entre muchas otras.

Tras el revuelo político generado por Trump éste decidió dar una inusual entrevista televisiva el jueves pasado dando explicaciones de porque había despedido al Director del FBI, James Comey, de manera abrupta desdiciendo, en parte, las explicaciones que habían dado los encargados de prensa de gobierno conjuntamente con el Vicepresidente, Michael Pence, un par de horas antes. Posterior a ello Trump siguió atacando a través de su cuenta de Tweeter dando a entender de que pudiesen existir grabaciones de las conversaciones que sostuvo en tres ocasiones con Comey en la cual el Presidente habría sido informado que no estaba bajo investigación producto de las relaciones que habría tenido con el gobierno ruso o algunos miembros de su campaña durante el periodo prelectoral. El partido opositor decidió cambiar el discurso en las últimas horas argumentando medidas obstruccionistas e inclusive han puesto sobre la mesa, si es que este es un caso similar que llevó a la renuncia del Presidente Nixon a través del escándalo Watergate. Por ahora no ha habido ningún crimen que se haya cometido pero el despido de Comey viene a destiempo sólo un par de horas antes de una visita diplomática a la cual la prensa estadounidense no tuvo acceso pero si la rusa. Este entorno político también tendrá otro giro esta semana ya que el próximo martes estarán reunidos Trump y Recep Tayyip Erdogan, el conflictivo Presidente de Turquía, quien acaba de aprobar cambios constitucionales para quedarse con mayor poder gubernamental y extender su estancia política. Es de esperar, a su vez, algún acto militar inesperado por parte de Estados Unidos que pueda cambiar los titulares de prensa quedando en el olvido cualquier acusación obstruccionista delineada durante el fin de semana.

Por el lado macroeconómico estadounidense las peticiones iniciales de desempleo se mantuvieron estructuralmente bajas en 236 mil mientras que la inflación al productor mostró una reaceleración inesperada en el mes de abril. La inflación al productor general pasó hacia 2.5% desde 2.3% mientras que la inflación al productor subyacente, aquella que excluye los alimentos y energía, pasó 1.6% hacia 1.9%. Sin embargo, la inflación general cedió desde 2.4% hacia 2.2% mientras que el dato general subyacente lo hizo desde 2% hacia 1.9%. Por su parte las ventas retail continuaron desacelerándose pasando desde 4.8% hacia 4.5% reflejando con ello las malas ventas que registró el sector retail durante el primer trimestre del año. Por un lado las ventas por metro cuadrado equivalente de Macy’s cedieron del orden de -5.2% mientras que el mercado estimaba -3% mientras que el mismo indicador para Nordstrom’s fue de -0.8% siendo que los agentes de mercado esperaban que éstas se mantuviesen sin cambio. Por su parte JC Penney registró una caída de -3.5% haciendo que el precio de su acción cediese del orden de -14% el pasado viernes. Habiendo denotado aquello cabe destacar que las ventas de las empresas del S&P 500 durante el primer trimestre del año fue de 7.6% y las utilidades se expandieron casi 13.6% marcando su mayor nivel de expansión en años.

Por el lado europeo la producción industrial se expandió del orden de 1.9% desde 1.4% mientras que el PIB de Alemania creció del ordn de 1.7% y la inflación germana del mes de abril alemana se ratificó en 2%. Además, hoy fue inaugurado como Presidente en Francia, Emmanuel Macron, quedando a la espera de la votación parlamentaria el mes siguiente. 

En la semana el Banco Central de Inglaterra (BOE) decidió una vez más mantener su tasa de instancia monetaria en 0.25% y su programa de liquidez en £435 mil millones a pesar de que la tasa de desempleo se encuentra estructuralmente baja en 4.7% y la inflación general viene expandiéndose por dos meses consecutivos del orden de 2.3% año a año. Por ahora el Presidente del BOE, Mark Carney, no quiso jugar un rol en el periodo prelectoral inglés quedándose al margen de cualquier comentario controversial relacionado al Brexit.

Entre medio en China el otorgamiento de nuevos créditos durante el mes de abril fue de 12.9% desde 12.4% siendo que el gobierno está tratando de controlar el exceso de crédito que se está otorgando. Cabe destacar que ayer las tasas de los bonos soberanos a cinco años superaron marginalmente la tasa exhibida de 10 años en China dando señales de una posible inversión de la estructura de tasas a medida que las tasas de corto plazo Shibor se mantienen estructuralmente altas.

Finalmente, debemos destacar que el Banco Central de Perú optó por seguir los pasos de otros bancos centrales bajando su tasa de instancia monetaria en 25 puntos base hacia 4% dado la desaceleración macroeconómica que se viene registrando a medida que la inflación cede desde 4% hacia 3.7% en el mes de abril. Esta semana los bancos centrales de Chile y México estarán fijando su política monetaria donde no espera cambios de fondo dejando sus tasas en 2.75% y 6.5%, respectivamente.En conclusión, aun cuando los índices accionarios se mantienen fundamentados en sus máximos históricos daría la impresión que la tolerancia bursátil acerca de un posible proceso político obstruccionista se encuentra extremadamente alta.


 

 

 
 


 
 

Miércoles, 10 Mayo 2017 17:47

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

Hacia el cierre de la sesión del martes los principales índices accionarios se fueron desinflando tras que el Presidente Trump anunciase el despido de quien fuese Director de la FBI hasta, James Comey, ocurriendo por segunda vez en la historia de dicha institución. El primer mandatario decidió ejercer dicho poder tras que el Departamento de Justicia argumentase que el accionar de Comey durante los últimos meses no había sido el adecuado generando de esa manera una falta de credibilidad en la institucionalidad del país. El problema de fondo, aparentemente, tendría que ver con la existente relación entre personas alrededor de Trump con el gobierno ruso. La carta de despido pronunciada por Trump vino un día antes de la visita oficial por parte del Ministro de del Exterior ruso, Sergei Lavrov, haciendo aún más controversial el episodio. Ahora puede que el proceso y decisión presidencial hayan sido detallados con anterioridad, sin embargo, en pos de divertir a los medios de prensa ante la visita oficial de un mandatario ruso, la estrategia haya sido aquello de generar un efecto sorpresa argumentando con ello que Comey tenía todo el interés de atar al gobierno de Trump con el estamento ruso y que la medida resguardaba aquella inexistente relación. 

No obstante, las palabras de Lloyd Blankfein, CEO de Goldman Sachs, debiesen haber sido el foco de los estrategas de inversión. Ello porque según Blankfein daría la impresión que el mercado bursátil está operando sobre alguna burbuja de confianza inexplicable que ha dejado al VIX transándose por debajo de 10 puntos. El ejecutivo argumentó que dada su experiencia administrando riesgos por décadas los factores de control y excesiva calma con los que viene operando el andamiaje bursátil nos permanentes pudiendo cambiar en cualquier momento. 

Evidentemente, la decisión de Warren Buffett de levantar liquidez del orden de US$95 mil millones en meses recientes tal vez corrobora esta visión de que en cualquier momento se podría gatillar un exceso de volatilidad pudiendo haber mejores oportunidades de entrada al mercado bursátil. Sin embargo, parecería que los episodios que podrían marcar un cambio de expectativa se generarán a partir del próximo 25 de mayo con la reunión de la OPEP en Viena para extender el recorte de producción petrolera. Tras la posibilidad de que ello ocurra vimos como el precio del crudo nuevamente trepó desde US$45.88 el barril hacia US$46.41 el barril aun demostrando una persistente presión a la baja. 

Por el lado macroeconómico la producción industrial italiana se expandió del orden de 2.8% (desde 2%) quedando ahora a la espera mañana por la mañana a la decisión del Banco Central de Inglaterra (BOE). Un par de horas antes de la decisión del BOE se publicará el informe trimestral de inflación entregándonos las perspectivas que se vienen plasmando a medida que se espera a las elecciones parlamentarias del próximo 8 de junio. En China la inflación del mes de abril fue de 1.2% (desde 0.9%) mientras que la inflación al productor cedió hacia 6.4% (desde 7.6%). Finalmente, por el lado empresarial Disney reportó utilidades por encima de las expectativas de mercado, sin embargo, dado el performance de su división de deportes ESPN el precio de viene ajustando en el pre market del orden de -2% mientras que el precio de la acción de Yelp se viene desajustando casi -25% tras que la empresa entregase una visión no tan auspiciosa en términos de crecimiento para los trimestres siguientes.  

Antes de entrar de lleno en el tema político estadounidense es necesario hacer un paréntesis con China ya que su principal índice se va acercando hacia 3,000 puntos sigilosamente desde los 3,289 puntos que alcanzó a principios del mes de abril. Entre los factores que están influyendo se encuentras comentarios por parte sus principales autoridades poniendo el foco en controlar la “banca sombra”, la leve desaceleración que viene registrando la economía las últimas semanas y la persistente iliquidez en el sistema financiero. A pesar de que la tasa overnight ha cedido marginalmente hacia 2.82% tras la inyección de liquidez del orden de US$20 mil millones parte del Banco Central de China la semana anterior, el resto de la estructura de tasas de corto plazo hasta un año sigue al alza. Por ahora la inflación general no es un problema ya que ésta se encuentra en 1.2% siendo que la tasa de política monetaria se encuentra en 4.35%. Habiendo denotado aquello si es que la inflación al productor no cede efectos de segunda ronda inflacionaria empezarán a tomar raíz pudiendo engendrar un problema adicional para la economía china. 

 

Es de esperar que la controversial decisión de Trump despidiendo formalmente al Director del FBI, James Comey, perdure hasta el próximo domingo a través de los medios de prensa simplemente por el timing con que se llevó acabo la decisión presidencial y el mensaje implícito que hubo en la carta de despido. En ella da a entender de que la decisión podría estar asociada a la extendida investigación que está llevando a cabo el instituto de investigación interna donde Trump señala que en tres ocasiones Comey le ha reiterado a Trump que el no es sujeto de investigación. Entre medio aparentemente, frente al Congreso, la semana anterior Comey habría entregado datos que no se adhieren formalmente a las investigaciones formales que se están llevando a cabo en relación a su intervención política antes de las elecciones presidenciales del año anterior cuando éste optó por reabrir la investigación de email de Hillary Clinton faltando un par de semanas para el 8 de noviembre. Todo aquello llevó a que el Departamento de Justicia, en una extensa carta al Presidente, sugiriese que la institucionalidad del FBI estaría en juego si es que Comey se queda al mando, ante lo cual el dictamen presidencial fue darlo de baja. Quedará la duda si es que había evidencia de una mayor relación entre los asesores de Trump y Rusia, tema que iba nuevamente tomando forma en días recientes y parecer que será un recurrente en lo que resta de su presidencia. En conclusión, la decisión presidencial de despedir al Director del FBI tendrá poca incidencia sobre el mercado bursátil, sin embargo, la perspectiva que nos planteó ayer Goldman Sachs debiese ser parte de nuestro escenario base.

Domingo, 07 Mayo 2017 17:10

EL MERCADO ESTA SEMANA

A medida que entramos al mes de mayo, el “Hat Trick” de datos macroeconómicos, resultados trimestrales y el proceso de desregulación se fraguó permitiendo que los índices accionarios estadounidenses continuasen en búsqueda de sus máximos históricos como si, ni la desaceleración macroeconómica en Asia Emergente, ni el brusco movimiento en los precios de los commodities, ni el creciente riesgo geopolítico mundial tuviesen importancia alguna. Ya a media semana la Reserva Federal (FED) argumentaba que la desaceleración macroeconómica del país en el primer trimestre del año era transitoria y que el dinamismo económico subyacente tomaba tracción. No fue coincidencia entonces que el viernes pasado tuvimos una secuencia de intervenciones verbales, tras la reunión de política monetaria de la FED el pasado miércoles, de parte de casi siete miembros del instituto emisor clarificando que los buenos datos laborales del mes de abril aún no justificarían una sobrereacción por parte de la FED en relación a la gradual alza de tasas.

La economía estadounidense generó 211 mil nuevos empleos en el mes de abril promediando 185 mil nuevos empleos por mes en lo que vamos del año, mientras que la tasa de desempleo cedió hacia 4.4% algo que el mercado no tenía contemplado. Por el lado empresarial las utilidades del primer trimestre continuaron exhibiendo un crecimiento del orden de 13.5% mientras que las ventas lo hicieron en 7.6%. Los resultados que exhibieron empresas como Apple, Facebook y Tesla superaron las expectativas de mercado, sentando las bases para que los agentes de mercado optasen por continuar invirtiendo en renta variable estadounidense.

Los índices accionarios rentaron en promedio 0.6% en la semana dejando al Dow levemente por encima de los 21,000 puntos, el S&P 500 se encuentra a un suspiro de los 2,400 puntos y el Nasdaq ha quebrado la barrera de los 6,100 puntos. Por el lado menos auspicioso de la semana vimos como los indicadores de actividad de China e India mostraron una desaceleración lo cual derivó en un exceso de volatilidad en los precios de los commodities energéticos y metalúrgicos. El precio del petróleo cedió por debajo de US$45 el barril para cerrar la semana en US$46.20 el barril. Desde mediados de abril el precio del crudo se ha ajustado casi -13%. Por su parte el precio del oro se desajustó -3% cerrando en US$1,229 la onza mientras que el cobre lo hizo en -2.5% situándose levemente por encima de US$2.50 la onza.

Esta segunda semana de mayo partirá con los resultados electorales francés donde se espera que el líder centrista Emmanuel Macron saldrá ganador sobre la ultra derechista Marine Le Pen. Se estima que Macron lleva más de 25 puntos de ventaja por encima de Le Pen cifras que finalmente se estarán publicando hoy por la noche. Esto inmediatamente dará paso a formar algún tipo de coalición de gobierno en antelación a las elecciones parlamentarias que se llevarán a cabo en Francia en entre el próximo 11 a 18 de junio. Por ahora las encuestas dan por vencedor a Macron con amplia mayoría.

Entre medio en Estados Unidos el foco estará puesto en las casi ocho intervenciones verbales que realizarán los distintos presidentes de la FED aclarando sus posturas hasta que en aproximadamente dos semanas más se publiquen las actas de la última reunión de política monetaria. Entre medio y cargados hacia el jueves y viernes se publicarán los datos de inflación al productor, inflación general, sentimiento del consumidor y ventas retail. Por ahora no se espera ninguna sorpresa en dicho frente pudiendo inclusive registrarse un proceso de desinflación a medida que se va corrigiendo la base comparativa a 12-meses del precio del petróleo.

Por su parte en Alemania se publicarán los datos de inflación y producción industrial mientras que en el Reino Unido habrá reunión de política monetaria. Algunos inclusive esperan que haya una ampliación del programa de liquidez por parte del Banco Central de Inglaterra (BOE) dada la desaceleración que había registrado el sector inmobiliario entrando al segundo trimestre del año. Sin embargo, puede que aquel escenario haya quedado descartado tras la mejoría que vienen exhibiendo los datos PMI de actividad económica durante el mes de abril. En China partiremos con los datos de inflación al productor (actualmente en 7.6%) e inflación general (actualmente 0.9%) dando paso el subsiguiente fin de semana a los datos de actividad como la producción industrial y ventas retail. Por su parte también conoceremos los datos de inflación y producción industrial en India. Finalmente, la semana estará enfocada en los resultados trimestrales de las principales empresas del sector retail incluyendo JC Penny, Kohl’s, Macy’s y Nordstroms entre muchas otras. Por ahora se espera que éstas reflejen el menor dinamismo que se plasmó en la demanda interna durante el primer trimestre del año tras que ésta sólo se expandiese del orden de 0.3%. En las semana estarán reportando 44 empresas del S&P 500 quedando sólo una decena de empresas para las subsiguientes semanas.

Sin duda alguna que las cifras de empleo del mes de abril le dieron otro respiro al mercado bursátil, a pesar de que la tasa a 10 años sigue en torno a 2.35%. En el mes la economía generó 211 mil nuevos empleos, 194 de los cuales provenían del sector privado, la participación laboral cedió marginalmente hacia 62.9% (desde 63%), mientras que el promedio de horas trabajadas mejoró hacia 34.4 horas (desde 34.3 horas). Por su parte la inflación salarial cedió desde 2.6% hacia 2.5% y la tasa de desempleo cerró el mes en 4.4%. Entre medio la productividad se contrajo durante el primer trimestre del año hacia -0.6% (desde 1.8%) mientras que el costo unitario de producción subió hacia 3% (desde 1.3%). Pero la FED, quien optó por mantener su política monetaria intacta, reconoció que en el primer trimestre había una serie de anomalías que se corregirán en los meses que vienen. Por el lado de la demanda interna, las ventas automotrices fueron de 16.9 millones unidades en términos anualizados mientras que la banca otorgó US$16,400 millones en créditos de consumo ratificando el buen dinamismo que conlleva la economía. Por el lado de los datos de manufactura el dato de ISM pasó hacia 54.8 puntos desde 57.2 puntos mientras que la lectura PMI se desajustó hacia 52.8 desde 53.3 puntos. Entre tanto las lecturas de servicios tanto ISM como PMI mejoraron en el mes de abril pasando hacia 57.5 puntos (desde 55.2 puntos) y 53.1 puntos (desde 52.8 puntos), respectivamente.

Por su parte en la Euro Zona el dato PMI compuesto de actividad mejoró hacia 56.8 puntos (desde 56.4 puntos) tras que el sector servicios mostrase una mejoría. Adicionalmente, las ventas retail regionales también mostraron una mejoría al expandirse del orden de 2.3% año a año desde 1.7%. Por su parte, por primera vez en bastante tiempo, el Presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker, expuso su primer discurso en francés argumentando que en la región el idioma ingles iba perdiendo su lustre. Posteriormente, y seguramente tras algunos comentarios de sus pares europeos, argumentó que quiso exponer en su lengua materna simplemente para que el pueblo francés entendiese su mensaje a sólo un par de horas de la segunda ronda electoral que se está llevando a cabo en Francia en este momento.

Entre medio de esta agitada semana la Premier inglesa, Theresa May, hizo una serie de acusaciones en contra de sus pares europeos argumentando de que éstos estaban tratando de influir en los resultados electorales del próximo 8 de junio. Estas tácticas fueron utilizadas en ocasiones anteriores para generar un nacionalismo y recibir apoyo en las urnas, sin embargo, estos comentarios no fueron bien recibidos por sus pares europeos. Mientras tanto por el lado macroeconómico la base monetaria en el Reino Unido se expandió hacia 6.6% (desde 5.9%) mientras que el PMI de servicios mejoró hacia 55.8 puntos (desde 55 puntos). Por su parte el PMI de construcción se centró en 53.1 puntos desde 52.2 puntos brindando otro alivio a la desaceleración que se venía registrando en dicha economía.  

Esta semana no sólo vimos que la economía china mostró signos de una desaceleración tanto en el sector manufacturero y de servicios, sino que también hubo restricciones de liquidez que han dejado a la tasa Shibor overnight eclipsada en 2.85%. Además, el Premier chino, Xi Jinping, anunció que estarían adoptando medidas formales para restringir el otorgamiento de crédito a través de la “banca sombra”. Por el lado de India también vimos cómo sus indicadores de actividad del mes de abril mostraron un menor dinamismo al esperado denotando que tal vez Asia Emergente se viene desacelerando. Fue asi que los indicadores de actividad PMI de servicios tanto en China como en India mostraron una desaceleración pasando a 51.1 puntos (desde 52.2 puntos) y 50.2 puntos (desde 51.5 puntos), respectivamente.

Finalmente, uno de los factores que nos viene llamando la atención entrando a mayo es el comportamiento que se viene registrando en los precios de los commodities energéticos y metalúrgicos que por lo general van asociados al dinamismo que conllevan las grandes economías emergentes como China e India. Es así que vimos que los precios de los commodities antes mencionados empezaron a flaquear dejando al precio del crudo en torno a US$46.2 y al oro desinflado girando en torno a US$1,229 la onza. Entre medio el precio del cobre mostró altos grados de volatilidad dejándolo en torno a US$2.50 la libra.

En conclusión, los índices accionarios siguen subiendo producto del “hat trick” que se produjo por el lado económico, empresarial y político en la semana. Ya veremos si es que éste tiene fundamentos a partir de mañana a medida que los principales hedge funds delinean sus estrategias de inversión para el periodo estival y Warren Buffett da sus augurios para el resto del año a través de distintos medios de prensa.

Jueves, 04 Mayo 2017 12:01

Commodities: Inusual Volatilidad

A medida que los índices accionarios se sujetan en torno a sus máximos históricos sobre buenos datos macroeconómicos, una Reserva Federal expectante de mayor tracción económica y resultados trimestrales empresariales saludables como los registrados el miercoles por Facebook, existe una corriente subyacente que debiese estarnos llamando la atención y proviene del alto grado de volatilidad que han registrado los precios de los commodities en los últimos días. 

Por ejemplo, el precio del petróleo suma otra caída de casi -3% en la semana dejando al precio del crudo girando en torno a US$47.2 el barril mientras que el precio del cobre, tras movimientos bruscos en la semana, se ha centrado cercano a US$2.53 la libra siendo que el lunes pasado había eclipsado en casi US$2.67 la libra, tema que abordaremos en mayor detalle a continuación. 

Por el lado macroeconómico la cifra privada de ADP del mes de abril fue de 177 mil desde 255 mil el mes anterior entrando prácticamente en línea con el dato esperado de 170 mil. La cifra oficial de generación de empleo se mantiene en 185 mil mientras que se espera una leve alza en la tasa de desempleo desde 4.5% hacia 4.6%. Entre tanto las lecturas de servicios tanto ISM como PMI mejoraron en el mes de abril pasando hacia 57.5 puntos (desde 55.2 puntos) y 53.1 puntos (desde 52.8 puntos), respectivamente. En medio la FED argumentó que la desaceleración macroeconómica del primer trimestre era transitoria y que todo apuntaba a más alzas en la tasa de interés en los meses siguientes. De hecho las probabilidades de que el instituto emisor deje la tasa en 1.25% (+25 puntos base) en la reunión del próximo 14 de junio es casi del 80%. 

No obstante, dicho escenario base podría cambiar si es que mañana los datos de empleo muestran el mismo dinamismo del mes de marzo donde se supone que hubo una anomalía producto de las gélidas temperaturas registradas aquel mes. Por su parte en la Euro Zona el dato PMI compuesto  mejoró hacia 56.8 puntos (desde 56.4 puntos) tras que el sector servicios mostrase una mejoría. Adicionalmente, las ventas retail regionales también mostraron una mejoría al expandirse del orden de 2.3% año a año desde 1.7%. 

En Francia el miercoles por la noche primó el debate presidencial entre el centrista Emmanuel Macron y la derechista Marine Le Pen donde aparentemente habría ganado el primero. Por lo menos el diferencial de tasas francesas y alemanas a 10 años continuó cediendo hacia 39 puntos base aludiendo a que el riesgo político francés va en declive. Sin embargo, ayer la Premier inglesa, Theresa May, hizo una serie de acusaciones en contra de sus pares europeos argumentando que éstos estaban tratando de influir en los resultados electorales del próximo 8 de junio. Estas tácticas fueron utilizadas en ocasiones anteriores para generar un nacionalismo y recibir apoyo en las urnas, sin embargo, estos comentarios no fueron bien recibidos por sus pares europeos. Mientras tanto por el lado macroeconómico la base monetaria en el Reino Unido se expandió hacia 6.6% (desde 5.9%) mientras que el PMI de servicios mejoró hacia 55.8 puntos (desde 55 puntos). Por otra parte, los indicadores de actividad PMI de servicios tanto en China como en India mostraron una desaceleración pasando a 51.1 puntos (desde 52.2 puntos) y 50.2 puntos (desde 51.5 puntos), respectivamente. Puerto Rico formalmente se declaró en quiebra quedando todos ahora a la espera de los datos de inflación de Colombia (4.6% esperado) y Perú (4.2% esperado).            

Desde la semana anterior uno de los factores que nos viene llamando la atención es el comportamiento que se viene registrando en los precios de los commodities energéticos y metalúrgicos que por lo general van asociados al dinamismo que conllevan las grandes economías emergentes como China e India. Esta semana no sólo vimos que la economía china mostró signos de una desaceleración tanto en el sector manufacturero y de servicios, sino que también hubo restricciones de liquidez que han dejado a la tasa Shibor overnight eclipsada en 2.85%. Además, el Premier chino, Xi Jinping, anunció que estarían adoptando medidas formales para restringir el otorgamiento de crédito a través de la “banca sombra”. Por el lado de India también vimos cómo sus indicadores de actividad del mes de abril mostraron un menor dinamismo al esperado denotando que tal vez Asia Emergente se viene desacelerando. Y con ello vimos que los precios de los commodities antes mencionados empezaron a flaquear dejando al precio del crudo en torno a US$47.2 y al oro desinflado girando en torno a US$1,235 la onza. El precio del cobre mostró altos grados de volatilidad dejándolo en torno a US$2.50 la libra. 

Lo inusual de todo ese movimiento bursátil es que no ha necesariamente venido acompañado, como suele ocurrir, de un movimiento brusco en el precio del dólar. Por lo general cuando el dólar se aprecia vemos que los precios de dichos activos ceden, sin embargo, en las últimas sesiones el dólar se ha depreciado dejando, por ejemplo, a la paridad euro – dólar en €1.09 y la relación dólar – yen en ¥113. 

Para algunos el movimiento en el precio del crudo se debe a que los países de la OPEP claman que han recortado su producción diaria en 1.4 millones de barriles por día, no obstante, las exportaciones nacientes de aquella región no han caído de igual magnitud poniendo en duda la política que vienen clamando. Por el lado de los commodities metalúrgicos daría la impresión, de que estos se han ajustado a medida que se han publicado los datos de actividad de China pudiendo ello explicar una menor demanda de corto plazo por dichos activos. 

 

En conclusión, el inusual movimiento que vienen registrando los precios de los commodities en días recientes podría explicarse por la desaceleración registrada en Asia Emergente, no obstante, este movimiento no ha desencadenado movimientos más bruscos en otras plazas bursátiles. 

Domingo, 30 Abril 2017 17:27

EL MERCADO ESTA SEMANA

El mes de abril terminó con una descompresión de riesgo, no sólo por los resultados electorales franceses, sino también por los muy buenos datos trimestrales que siguen registrando las empresas del S&P 500 seguido por el bosquejo tributario que presentará el Presidente Trump al Congreso durante la segunda mitad del año para terminar con varios bancos centrales manteniendo políticas ultra expansivas y otros adoptando políticas pro cíclicas como fueron los de Colombia, Rusia y Suecia. Todo ello a pesar de que la economía estadounidense sólo creció del orden de 0.7% durante el primer trimestre del año registrando una magna desaceleración en la demanda interna que sólo se expandió del orden de 0.3% siendo el principal motor la inversión liderada por el sector inmobiliario. Es así que los índices accionarios estadounidenses rentaron en promedio 1.9% en la semana dejando a los índices nuevamente a pasos de sus máximos históricos y permitiendo retornos en el año de 6% para el Dow, el S&P 500 acumulando un alza de 6.5% y el Nasdaq superando toda expectativa en 12.3%. La tasa soberana a 10 años cerró 4 puntos base al alza en 2.28% mientras que el dólar se depreció a nivel mundial moviéndose casi 2% en relación al euro y yen dejando la paridad euro – dólar en €1.09 y la relación dólar –yen en ¥111.4. Ello, en parte, porque tanto el Banco Central Europeo (BCE) como el Banco Central de Japón decidieron mantener sus tasas intactas argumentando, ambos, verbalmente, que los programas de liquidez debían extenderse todo lo necesario para re inflar sus economías. Aun cuando la inflación en la Euro Zona trepó hacia 1.9% la de Japón cedió hacia 0.3%.  

Por el lado empresarial la mayoría de los resultados superaron toda expectativa haciendo que la tasa de crecimiento, que la semana anterior se encontraba del 9%, se venga expandiendo del orden de 12.5%. Sin duda alguna que los muy buenos resultados del sector tecnología acompañados de mejores resultados del sector energético haya permitido un mejor sustento bursátil. Entre medio la semana terminó con los primeros 100 días de gobierno donde Trump, a través de su Secretario de la Tesorería, Steven Mnuchin, presentaron un extenso programa de recortes de impuesto siendo el principal el de rebajar de 35% hacia 15% los impuestos corporativos. Algo que para varios representantes del Congreso es simplemente inaceptable ya que ello deterioraría el déficit fiscal. A su vez, el Presidente anunció que dejaría fuera la construcción del muro para no deteriorar el déficit fiscal del país, y que se mantendría en el NAFTA siempre y cuando haya una renegociación de los acuerdos prescritos, algo que parecería que tanto Canadá como México están dispuestos a realizar. Finalmente, el Presidente norcoreano, Kim Jong-un volvió a tratar de enviar misiles a la península coreana durante las últimas horas aumentado con ello la tensión geopolítica con Estados Unidos. El Secretario de Estado, Rex Tillerson, frente a las Naciones Unidas, argumentó que el país no tolerará más agresiones de Kim Jong-un pudiendo entablar acciones bélicas en las siguientes semanas.         

Esta primera semana de mayo, empezará con los datos oficiales de PMI/ISM de abril como parte del inicio del mes acompañados de los datos de ingreso y gasto personal. A media semana tendremos la decisión de política monetaria de la Reserva Federal (FED) donde no se espera cambio alguno para luego dar paso a los datos de empleo del mes de abril. Por ahora se estima que la economía habría generado 185 mil nuevos empleos y la tasa de desempleo se desajustaría hacia 4.6% desde 4.5%. Por ahora se estima que la inflación salarial se mantendrá girando en torno a 2.7%, algo que viene monitoreando de cerca la Reserva Federal (FED). Inmediatamente tras conocerse éstos datos el próximo 5 de mayo empezarán las intervenciones verbales por parte de seis miembros de la FED en pos de clarificar el comentario que publicará el instituto emisor tras su reunión donde seguramente inducirán a alguna mención del recorte del balance como instrumento monetario. Esto en particular tras que la mayoría de los datos publicados en días recientes ratifican que la economía va tomando tracción independiente del magro dato del PIB del primer trimestre de sólo 0.7%. En medio de lo anterior se conocerán las ventas automotrices del mes de abril (17.2 millones de unidades) y el otorgamiento de créditos de consumo del sistema financiero (US$15.5 mil millones). 

En Europa se publicarán los datos de empleo del mes anterior para luego dar curso a la cifra de inflación al productor que viene expandiéndose del orden de 4.5% año a año. Por el lado emergente el foco estará puesto en el apretón de liquidez que se viene registrando en China conjuntamente con los datos de actividad PMI oficiales que se darán a conocer durante el fin de semana. A su vez, los datos de PMI de India tomarán precedencia para determinar si es que el dinamismo económico continúa tomando tracción. Finalmente, en el ámbito empresarial estarán reportando otro centenar de empresas incluyendo a Apple, Arcos Dorados, Clorox, Dunkin Brands, Facebook, Pfizer, Tesla y Time Warner entre muchas otras.  

Partamos por Francia donde los dos contrincantespolíticos que se esperaban ganarían la primera ronda electoral, lo hicieron. En primer lugar salió Emmanuel Macron con 23.9% siguiendo una pauta más centrista seguido por Marine Le Pen con un discurso de extrema derecha con casi 21.4% de los votos. En tercer y cuarto lugar entraron los candidatos Fillon (19.9%) y Mélenchon (19.6%). Estos resultados permitieron una algarabía bursátil que se tradujo rápidamente en alzas de entorno a 2% en los principales mercados mundiales con la banca europea trepando casi 6% al alza. Este próximo 8 de mayo tendremos la segunda ronda donde se espera que Macron salga ganando con un gran apoyo delcentro derecha e izquierda. 

El segundo factor de entusiasmo vino de los resultados publicados por empresas como Alphabet, Amazon, Caterpillar, McDonald’s y Microsoft y otras que entregaron cifras muy por encima de las expectativas de mercado. Por ahora, las ventas se vienen expandiendo del orden de 7.5% mientras que las utilidades lo vienen haciendo del orden de 12.5% en relación a igual trimestre del año anterior. Por ejemplo, los resultados reportados por Amazon y Alphabet le darán un impulso adicional al Nasdaq ya que ambas empresas registraron cifras por encima de las expectativas de mercado ambas trepando por encima de 8% en el mes de abril dejando sus precios cercanos a US$1,000 por acción, respectivamente. Por el lado más blando entraron los resultados de Intel y Microsft donde ambas empresas reportaron datos por debajo de las expectativas de mercado. Por su parte las ventas por metro cuadrado equivalente de Starbucks en Estados Unidos se esperaban en 5% y entraron en sólo 3% presionando a la baja al precio de su acción casi -2% en la semana. Esta semana el foco sin duda alguna estará puesto en Apple y Facebook para determinar si es que los resultados del sector tecnología tienen fundamento.     

En el frente tributario se sabe que la tasa corporativa bajaría desde 35% hacia 15%, algo que claramente no será aprobado por el Congreso, pero podría ceder hasta 25%. Por su parte aquellos profesionales cuyo ingreso formal pasa a través de alguna empresa propia también estaría sujeto a dicha rebaja en vez de tener que pagar el complementario personal que se encuentra cercano a 40%. Sin embargo, el problema no estaría en rebajar los impuestos, sino que en cómo se compensaría este recorte de ingresos para no deteriorar nuevamente el déficit fiscal del país. Según análisis preliminares el déficit aumentaría en US$2 billones que no estarían compensados o recortados en gasto para mantener estable el déficit fiscal. El argumento que utilizará Mnuchin es que el análisis sugerido es estático y que los mayores crecimientos económicos futuros acompañados por una base más amplia de personas, sujetas al nuevo régimen tributario, compensarían los US$2 billones por ende quedando impertérritos en el mediano plazo. 

Entre tanto, los bancos centrales de Europa (BCE) y Japón (BOJ) optaron por mantener sus programas de política monetaria intactos quedando a la espera ambos de que los datos de inflación los acompañen. Por el lado europeo efectivamente vimos una mejoría en el dato de inflación del mes de marzo donde ambas cifras, la general y subyacente, mostraron un repunte hacia el 2%. El dato oficial repuntó hacia 1.9% después de haber cedido hacia 1.5% el mes de marzo mientras que el dato subyacente también mejoró hacia 1.2% desde 0.7%. El Presidente del BCE, Mario Draghi, argumentó que aún era prematuro hablar de un recorte en el programa de liquidez simplemente porque la inflación seguía aún muy lejana de la meta. Sin embargo, vimos como la base monetaria se aceleró. Por su parte el BOJ tiene un problema estructural ya que todas las medidas de inflación del mes anterior se desajustaron. De hecho, el dato subyacente entró nuevamente en territorio negativo (-0.1%) por ende ratificando la compleja situación que tienen las autoridades monetarias ya que no hay un proceso de reflación formal en su economía. Ello a pesar de que el Presidente del BOJ, Haruhiko Kuroda, argumentó que la inflación subirá hacia 2% para marzo del año 2019. Entre medio en Japón se publicó una batería de datos macroeconómicos que incluyeron el gasto familiar (desde -3.8% hacia -1.8%), producción industrial (3.3% desde 4.8%), y ventas retail (2.1% desde 0.1%). Por su parte la tasa de desempleo se mantuvo estructuralmente baja en 2.8% por segundo mes consecutivo.

Por su parte el Banco Central de Colombia decidió bajar su tasa de instancia monetaria en 50 puntos base hacia 6.5% a medida que la inflación sigue cediendo hacia su rango meta de 3% (actualmente en 4.7%). Por su parte el Banco Central de Rusia decidió bajar su tasa en otros 50 puntos base hacia 9.25% a medida que la inflación sigue cediendo hacia 4.3% acercándose sigilosamente hacia su meta de 4%. Habiendo denotado aquello, ambos países dependen en parte de la evolución del precio del petróleo el cual cerró la semana en US$49.3 el barril siendo que en jornadas anteriores se extendió por debajo de US$49 el barril a medida que los productores estadounidenses siguen aumentando su producción. 

Finalmente, la tasa Shibor overnight en China alcanzó 2.81%, su nivel más alto desde mediados del año 2015, tras que el Premier Xi Jinping diese a entender de que su gobierno se enfocará en estabilizar el sistema financiero, tema que ha sido recurrente en semanas recientes. En conclusión, aun cuando se ha registrado una descompresión del riesgo a nivel mundial, el techo de la banda técnica en Estados Unidos sigue ejerciendo fuerza quedando a la espera de la reunión de la FED esta semana. 

 

Miércoles, 26 Abril 2017 12:20

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

En el transcurso de las últimas horas se vienen forjando dos corrientes acerca del rally bursátil que se viene registrando y que después de casi un mes finalmente el índice accionario S&P 500 quebró el techo de la banda técnica de corto plazo cerrando en 2,379 puntos mientras el Dow nuevamente se encuentra cercano a los 21,000 puntos y el Nasdaq alcanzó su nivel más alto histórico cerrando en 6,025 puntos. Ambas corrientes parten de la base de que los resultados electorales franceses permitieron que haya una descompresión abrupta del riesgo simplemente porque los resultados de la primera ronda presidencial entraron prácticamente en línea con las encuestas políticas. Ello dio un alivio generalizado ya que, en dos ocasiones importantes, como fueron el referendo inglés y las elecciones presidenciales estadounidenses, las encuestas se habían equivocado. Pero la visión de porque la reacción fue más abrupta y prolongada en la sesión de ayer cambia diametralmente pudiendo tener una injerencia sobre el comportamiento bursátil en el mes de mayo donde no solo se llevará acabo la reunión de política monetaria de la Reserva Federal (FED) sino que también se registran las convenciones anuales de los principales administradores de hedge funds donde por lo general entregan una visión parcial de las estrategias que operarán durante el periodo estival estadounidense. 

Por un lado, hay quienes argumentan que el salto de casi 40 puntos que se ha dado el S&P 500 no es más que un “short squeeze” ya que había un grupo de inversionistas que esperaban una sorpresa negativa en los resultados electorales en Francia que podrían llevar los índices en dirección opuesta. Por ende una vez que los mercados empezaron a subir tuvieron que salir a cerrar sus posiciones cortas intensificando el rally. Para otros el rally es sustentado poniendo un piso en niveles de 2,375 bajo la presunción de que la economía sigue avanzando gradualmente, las utilidades de las empresas están mostrando un buen dinamismo y que el Presidente Trump podrá desplegar adecuadamente su reforma tributaria, la cual será anunciada hoy a medio día por parte de su equipo económico. 

En el frente macroeconómico evidentemente que los precios de los bienes inmuebles muestran una re aceleración ya que el índice FHFA pasó desde 5.9% hacia 6.4%, el Case & Shiller también mejoró hacia 5.9% desde 5.7% y las ventas de viviendas nuevas (621 mil en términos anualizados) entraron muy por encima de las expectativas de mercado. El único dato que no estuvo a la par fue el de la confianza del consumidor que se situó en 120.3 puntos desde 125.6 puntos. En Japón el índice de industrias mejoró hacia 1.6% desde 0.8% cifra que seguramente fue analizada por el Banco Central de Japón quien ya esta mañana sostuvo la primera jornada de dos de su reunión de política monetaria. Entre tanto Credit Suisse anunció un aumento de capital de US$4 mil millones con el afán de robustecer su índice de capital siguiendo la estrategia de otras instituciones financieras europeas durante el primer trimestre del año. Finalmente, los resultados tanto de Caterpillar como de McDonald’s mostraron un repunte en ventas importante quedando para hoy Boeing, P&G, United Technologies y Twitter. Mañana estarán reportando Alphabet (Google), Amazon y Microsoft siendo éstas las principales impulsoras del Nasdaq.      

Hagamos primero alcance para analizar superficialmente los pincelazos que se conocen de la reforma tributaria estadounidense la cual será explicada hoy a medio día en más detalle por el Secretario de la Tesorería, Steven Mnuchin. Se sabe que la tasa corporativa bajaría desde 35% hacia 15%, algo que claramente no será aprobado por el Congreso, pero podría ceder hasta 25%. Por su parte aquellos profesionales cuyo ingreso formal pasa a través de alguna empresa propia también estaría sujeto a dicha rebaja en vez de tener que pagar el complementario personal que se encuentra cercano a 40%. Sin embargo, el problema no estaría en rebajar los impuestos, sino que en cómo se compensaría este recorte de ingresos para no deteriorar nuevamente el déficit fiscal del país. Según análisis preliminares el déficit aumentaría en US$2 billones que no estarían compensados o recortados en gasto para mantener estable el déficit fiscal. El argumento que utilizará Mnuchin es que el análisis sugerido es estático y que los mayores crecimientos económicos futuros acompañados por una base más amplia de personas, sujetas al nuevo régimen tributario, compensarían los US$2 billones por ende quedando impertérritos en el mediano plazo. 

 

Sin embargo, Mnuchin se olvidará, forzosamente, la inter temporalidad de la decisión de un posible recorte y los eventos que pueden acompañar a posterior. El cambio impositivo propuesto, de rebajar considerablemente los impuestos corporativos, ocurre inmediatamente, pero si el crecimiento económico logra o no cubrir aquel déficit estará por verse. Ello porque el crecimiento económico de un país que viene creciendo casi ocho años consecutivos sin una desaceleración macroeconómica es inusual. Si es que por alguna razón la economía estadounidense se desacelera aún más y la FED no tiene los instrumentos para reactivarla producto del sobre abultado balance que tiene y la baja tasa de interés, el gobierno tendría que recurrir a mayor gasto fiscal y por ende deteriorando el déficit. Los modelos macroeconómicos dinámicos que se están utilizando para argumentar favorablemente a favor de menores tasas impositivas también tienen sus complejidades ya que sólo bastará un evento inesperado para que las condiciones de sus supuestos también cambien rápidamente. Lo que si daría la impresión es que Trump podría encontrar otra fuente de ingresos transitoria para amortiguar el impacto inicial sobre el déficit fiscal. Ya lo mencionó en meses anteriores Trump y Apple, la empresa que más efectivo tiene a nivel mundial, ve favorablemente una concesión impositiva para repatriar la liquidez que tiene en el extranjero. En particular porque la Comunidad Europea impuso a Apple €13 mil millones en impuestos retroactivos producto de concesiones recibidas en Irlanda.En conclusión, ya veremos cómo el gobierno justifica una baja de impuestos corporativos considerablemente bajo el entendimiento que el análisis fiscal dinámico también tiene sus contrapiés.   

Domingo, 23 Abril 2017 16:50

EL MERCADO ESTA SEMANA

Cerrando el mes de abril se registró una reasignación de activos financieros a nivel mundial partiendo con un alza gradual de 1% en los mercados estadounidenses, salidas de los mercados inglés y chino, otra caída magistral del precio del petróleo y un marcado desajuste en los precios de commodities agrícolas. Aun cuando en Estados Unidos algunos de los datos macroeconómicos mostrasen una gradual desaceleración en el mes de marzo, el impacto bursátil fue amortiguado por los buenos resultados trimestrales que vienen publicando la mayoría de las empresas estadounidenses. A su vez, el Presidente Trump anunció que dará a conocer su programa de recortes de impuestos un par de horas antes de que el Congreso negocie la extensión del financiamiento al gobierno siendo la fecha limite el próximo 28 de abril. 

 En el Reino Unido el nerviosismo surgio tras que la Premier del Reino Unido, Theresa May, decidiese casi unilateralmente llamar a elecciones para el próximo 8 de junio sólo un par de horas antes de la primera ronda electoral presidencial francesa; que por lo demás está por terminar en un par de horas mas, -cuando escribo esto-, y donde Marine Le Pen, de la extrema derecha, y Emmanuel Macron, de una visión centrista, serían los ganadores quedando a la espera de formar una coalición de gobierno antes del próximo 7 de mayo. 

En China vimos como las tasas de corto plazo se encaminaron nuevamente al alza generando una preocupación de otro apretón de liquidez tras que su economía se expandiese del orden de 6.9% durante el primer trimestre del año mostrando signos de una reactivación macroeconómica. El precio del petróleo, por su parte, rompió el piso de la banda en la cual venía operando cerrando la semana US$49.30 el barril cayendo del orden de -7% en la semana. Ello a pesar de que autoridades de Arabia Saudita interviniesen verbalmente argumentando que había una alta probabilidad de que el recorte de petróleo se extienda hacia el segundo semestre del año como se había acordado inicialmente por parte de los países de la OPEP. Por su parte, los precios del trigo y el maíz se ajustaron casi -7% en la semana siguiendo los pasos de petróleo. En relación a las tasas de interés hubo poco movimiento mientras que las paridades cambiarias también mostraron poco movimiento permitiéndonos concluir que hay una asignación hacia liquidez y no necesariamente hacia otras clases de activos. De hecho la paridad euro – dólar se mantiene €1.07 mientras que la relación dólar yen cerró la semana en ¥109. En términos de los resultados trimestrales hasta la fecha han reportado aproximadamente cien empresas del S&P 500 con muy buenos resultados para la banca y las empresas industriales, pero para otras cifras como las de IBM y J&J que entraron por debajo de las expectativas de mercado sufrieron desajustes.          

Esta semana, con la cual terminará el mes de abril, el foco claramente estará puesto en los resultados electorales franceses. En Estados Unidos los miembros de la Reserva Federal (FED) entrarán en el periodo de silencio en antelación a la reunión de política monetaria que sostendrán el próximo 2 y 3 de mayo. En medio se publicarán cifras que incluyen la confianza del consumidor, precios de bienes inmobiliarios para terminar el mes y la semana con la primera lectura del PIB del primer trimestre del año estimado entre 0.5% a 1%. 

En Europa habrá reunión de política monetaria donde no se espera cambio alguno pudiendo eso si el Presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, reiterar su compromiso de mantener el programa de liquidez más alla del 2017 en pos de amortiguar el proceso electoral regional que ahora también incluye elecciones en el Reino Unido. La semana en Europa terminará con los datos de la base monetaria y la lectura preliminar de inflación. En Japón también habrá decisión política monetaria el próximo jueves 27 de abril donde la reciente apreciación del yen tendrá que ser parte de la discusión. Un par de horas antes a dicha reunión se publicarán una batería de datos que incluyen la inflación, gasto familiar, desempleo, producción industrial y ventas retail entre otras. En China tendremos los datos de manufactura oficial del mes de abril mientras que las lecturas preliminares del PIB del Reino Unido y Francia se publicarán el próximo viernes mientras que los bancos centrales centrales de Colombia y Rusia estarán determinando política monetaria aquel mismo día. Finalmente, tendremos otro centenar de empresas del S&P 500 que estarán publicando sus datos trimestrales entre las cuales se encuentran Amazon, AT&T, Chipotle, Caterpillar, Coca Cola, Dupont, Ford, Google, Intel, Kimberly Clarke, Microsoft, MMM, P&G, Twitter, Underarmour, UPS y Whirlpool entre muchas otras. 

En el frente macroeconómico estadounidense, a diferencia de datos anteriores que se venían registrando, la producción industrial estadounidense tomó tracción expandiéndose del orden de 1.5% después de haber crecido sólo 0.3% el mes anterior. Con ello el primer trimestre del año el crecimiento debiese corregirse de la actual estimación de 0.5% hacia 1%. Por el lado del inicio de nuevas construcciones (1,215 millones de unidades anualizadas) y de permisos de construcción (1,260 millones en términos anualizados) los datos fueron mixtos ya que la gélida temperatura del mes de marzo tuvo un impacto estacional sobre el inicio de nuevas construcciones. Finalmente, por el lado de la lectura preliminar PMI de manufactura vimos una pequeña caída desde 53.4 puntos hacia 52.8 puntos. 

 En Europa se publicaron las cifras preliminares de PMI donde el dato compuesto entró en línea con el del mes anterior (56.7 puntos) sin embargo la composición con la cual se mantuvo cambió ya que el índice de manufactura mejoró hacia 56.8 puntos (desde 56.2 puntos) mientras que el de servicios se desajustó desde (56.2 puntos hacia 56.5 puntos). Entre medio el PMI compuesto de Alemania sufrió un retroceso desde 57 puntos hacia 56.3 puntos producto de una caída del sector servicios. En Francia el dato compuesto se deterioró marginalmente desde 57.6 puntos hacia 57.4 puntos dado un leve desajuste en el sector manufacturero. 

En el Reino Unido, donde formalmente empezarán las negociaciones con la Comunidad Europea la próxima semana, las ventas retail mostraron una desaceleración desde 3.7% hacia 1.7% ratificando una desaceleración macroeconómica durante el primer trimestre del año. Entre medio la Premier del Reino Unido, Theresa May, sorpresivamente llamó a elecciones el próximo 8 de junio tratando de fortalecer su gobierno entrando a las negociaciones con la Comunidad Europea. Sin embargo, esta decisión puede liberarla de tener que ser ella la que finalmente sea quien tiene negociar el complejo divorcio de la región ya que ella estaba en contra de éste proceso desde un principio. Según medios de prensa, esta movida busca fortalecer su posición dentro del parlamento aumentando votos que le permitan más fácilmente aprobar los acuerdos alcanzados con sus contra partes europeas.

Por su parte, el crecimiento económico del PIB chino se expandió 6.9% ya que en el mes de marzo la producción industrial mostró una re aceleración hacia 7.6% (desde 6.3%) mientras que las ventas retail también mostraron un mayor dinamismo hacia 10.9% (desde 9.5%), ambas cifras considerablemente por encima de las expectativas de mercado. No obstante, las tasas Shibor en China de corto plazo han empezado a subir nuevamente generando un apretón de liquidez llevando a una toma de utilidades permitiendo que su principal índice haya cedido casi -2.2% en la semana.

Finalmente, el precio del petróleo cedió hacia casi US$49.3 el barril tras empezar la semana en torno a US$52.5 el barril. Ello llevó a que inmediatamente el pasado viernes el Ministro de Energía de Arabia Saudita, Khalid al-Falih, intervenga verbalmente argumentando que habría un consenso dentro de la OPEP para extender el recorte de producción durante el segundo semestre del año. Es de esperar que en las próximas horas el gobierno ruso reitere dicha postura para devolver el precio del petróleo hasta por lo menos US$50 el barril. Los productores de petróleo estadounidenses siguen abriendo nuevas fuentes de producción presionando con ello precio del crudo a la baja. 

 

 

Miércoles, 19 Abril 2017 16:17

TEMPERATURA DEL MERCADO

Sólo bastó un mal resultado trimestral proveniente de la banca para que los fundamentales con los que venía operando el mercado el lunes pasado fuesen rápidamente revaluados generando un mayor grado de volatilidad tras que el precio de la acción de Goldman Sachs sufrio un ajuste inicial cercano a -6% para luego terminar el día -4.7%. A pesar de que la empresa aumento su exposición al riesgo, como analizaremos en mayor detalle a continuación, fue una de las pocas empresas que no logró generar valor en el trading de renta fija. Tras el cierre el martes vimos como las acciones de IBM se ajustaban casi del orden de -4.5% generando presión sobre el sector tecnología y por ende sobre los índices accionarios. En el frente macroeconómico, a diferencia de datos anteriores que se venían registrando, la producción industrial estadounidense tomó tracción expandiéndose del orden de 1.5% después de haber crecido sólo 0.3% el mes anterior. Con ello el primer trimestre del año el crecimiento debiese corregirse de la actual estimación de 0.5% hacia 0.7%.

Por el lado del inicio de nuevas construcciones, (1,215 millones de unidades anualizadas), y de permisos de construcción, (1,260 millones en términos anualizados), los datos fueron mixtos ya que la gélida temperatura del mes de marzo en parte del país, tuvo un impacto estacional sobre el inicio de nuevas construcciones. En Europa, las noticias no faltaron ya que la Premier del Reino Unido, Theresa May, sorpresivamente llamó a elecciones el próximo 8 de junio tratando de fortalecer su gobierno entrando a las negociaciones con la Comunidad Europea. Sin embargo, esta decisión puede liberarla de tener que ser ella la que finalmente sea quien tiene negociar el complejo divorcio de la región ya que ella estaba en contra de éste proceso desde un principio. Según medios de prensa, esta movida busca fortalecer su posición dentro del parlamento aumentando votos que le permitan más fácilmente aprobar los acuerdos alcanzados con sus contrapartes europeas. Entre medio, la inflación del mes de marzo en la Euro Zona se ratificó en 1.5% quedando a la espera de la confianza del consumidor que se publicará el jueves. Es bajo este contexto que el S&P 500 partirá en 2,342 puntos a medida que el VIX se mantiene girando en torno a 13.8 puntos. Por otro lado, vimos un ajuste inicial en la tasa larga hacia 2.18% para luego centrarse en el corto plazo en torno a 2.2% bajo la impresión que las potenciales alzas de tasa podrían postergarse, dado el menor dinamismo económico, la falta de reformas estructurales del gobierno de Trump, y el mayor riesgo geopolítico. La paridad euro – dólar se ha centrado en €1.07 mientras que la relación dólar yen ha subido hacia ¥109. Lo que si debemos destacar que la paridad libra dólar pasó de £1.25 a £1.28 rápidamente bajo la presunción de que el riesgo político inherente será finalmente beneficioso para el Reino Unido.

A este punto daría la impresión que estamos ante una especie de jeroglífico bursátil, ya que la compresión de tasas continua sin tregua mientras que el índice S&P 500 no se desprende de su punto intermedio técnico de 2,350 puntos girando alrededor del mismo desde principios de marzo. Para algunos los resultados trimestrales siguen sustentado aquel nivel acompañados de expectativas de que Trump desplegué medidas más efectivas, que la de este pasado martes, en la que se establecio una revisión de las visas de trabajo para extranjeros como acto simbólico del nacionalismo expresado durante su campaña política. Habiendo señalado aquello, por ahora el mercado sigue operando con una estimación de crecimiento demasiado baja para el primer trimestre que ahora además viene acompañada de un proceso desinflacionario en Estados Unidos. Ante la eventualidad de no poder subir la tasa de interés más allá de lo anunciado la Reserva Federal (FED) ha empezado a anunciar que empezará gradualmente a recortar su balance teniendo un impacto sobre la liquidez del sistema financiero en el corto a mediano plazo.

Una tasa de menor expansión puede además afectar indirectamente las ventas de las empresas del S&P 500 eventualmente. Algunos argumentarán que ello no es relevante dado que la tasa de desempleo está a pleno empleo (4.5%), por ende un menor dinamismo económico hasta sería más saludable. Por el lado de las reformas estructurales ayer el Secretario de la Tesorería, Steven Mnuchin, señaló que la relacionada a la tributaria no se llevará acabo sino hasta entrado el tercer trimestre del año. Ello porque el foco estará puesto en la reforma al sector salud buscando configurar un acuerdo bipartito. Este impacto también podría impactar tardíamente el flujo de caja de las empresas del S&P 500 pudiendo retardarse sustancialmente mientras el estamento político se pone de acuerdo para llevar a cabo dicha reforma.

Página 1 de 29