Alvaro Pereyra

Alvaro Pereyra

CEO, BCI Securities
Miércoles, 19 Julio 2017 17:34

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

El único índice bursátil estadounidense que no pudo alcanzar otro máximo histórico El martes fue el Dow arrastrado por la caída de -2.6% que sufrió el papel de Goldman Sachs en la jornada, tras que se conociese que su división de trading de renta fija, commodities y monedas sufriese una caída en ingresos del orden de -40% en relación al segundo trimestre del año 2016. Aun así, la empresa logró utilidades por acción de US$4 siendo que el mercado estaba esperando US$3.51. El CEO de Goldman Sachs, Lloyd Blankfein, argumentó que la empresa se había enfrentado a un complejo entorno bursátil dado “el bajo nivel de volatilidad, la falta de actividad por parte de los clientes y en general dificultosas condiciones de mercado”. Inmediatamente dada dicha respuesta se dejó sentir la crítica por distintos agentes de inversión ya que la caída en los resultados de dicha división se compara desfavorablemente con las caídas promedio de sólo -14% que habían registrado sus principales competidores.

Pero he aquí donde viene la diferencia fundamental que los medios de prensa dejaron de lado y que explicar gran parte de la caída en dicho negocio. A diferencia de sus principales competidores Goldman Sachs publica el VaR del trimestre demostrando con ello la predisposición a asumir mayor o menor riesgo durante el trimestre. Este último trimestre el VaR permitido por la empresa fue de sólo US$51 millones diarios marcando su nivel más bajo desde principios del año 2010. Uno hubiese supuesto que tal vez en un ambiente marcado por un grado extremo de baja volatilidad con el índice VIX promediando 11.5 puntos sería propicio tratar de incrementar las posiciones de la empresa en particular por el comportamiento alcista que vienen registrando los mercados desde principios de año. Sin embargo, la empresa optó por reducir su exposición al riesgo marcando una decisión consciente de que ello podría impactar sus resultados como ocurrió el segundo trimestre del año. Sin embargo, este comportamiento no condice con aquel registrado por otros agentes de mercado que siguen invirtiendo en acciones como Netflix, cuyo precio trepó finalmente del orden de US$13.5 por acción permitiendo que el índice Nasdaq cerrase en su máximo histórico, aun cuando la empresa se está transando una relación precio utilidad de 100 veces.

En el frente monetario en las próximas horas los mandatarios monetarios de la Euro Zona y Japón estarán dictaminando política monetaria mientras que hoy se publicarán otra serie de resultados trimestrales incluyendo a Morgan Stanley, Qualcomm y T-Mobile entre otras. 

Por el lado emergente la inflación en Sudáfrica sufrió una caída, demostrando el proceso de desinflación que viene ocurriendo a nivel mundial, hacia 5.1% desde 5.4% dándole a sus autoridades monetarias, que también estarán reunidas mañana por la tarde la posibilidad de reducir su tasa de instancia monetaria del actual 7%.

El jueves por la mañana gran parte de los inversionistas estarán enfocados en la reunión de política monetaria del Banco Central Europeo (BCE) y las palabras que esgrimirá su Presidente, Mario Draghi, tratando de clarificar los comentarios del pasado 26 de junio donde argumentó que el riesgo que emanaba de la economía regional era reflacionario, algo que inmediatamente se interpretó como el primer indicio a que el BCE podría estar gradualmente poniendo fin a su programa de liquidez mensual de €60 mil millones. Por ahora el crecimiento de la economía sigue girando entre 1.5% a 2% con la banca otorgando créditos y la demanda por éstos mejorando trimestre a trimestre. La inflación del mes de junio se ratificó en 1.3% (desde 1.4%). Por el lado laboral la tasa de desempleo se mantuvo en 9.3% por segundo mes consecutivo siendo que ésta venía cediendo gradualmente mes a mes. Bajo este escenario parecería que habría poco pie para que el BCE pueda cambiar su extenso programa monetario, sin embargo, la reacción del bund alemán a 10 años trepó casi 30 puntos base hacia 0.55% como si fuese un hecho que el instituto emisor pondrá fin a alguno programa monetario o delineará el fin de la inyección de liquidez. Draghi tendrá que utilizar sus palabras finamente ya que hay una hipersensibilidad bursátil girando alrededor del programa monetario del BCE.       

Por su parte las autoridades monetarias japonesas entrarán a su reunión de política monetaria con cifras mixtas emanando del frente económico tras que la lectura Tankan mejorase considerablemente hacia 17 puntos (desde 12 puntos), no obstante, el PMI de manufactura terminase el segundo trimestre en 52.4 puntos (desde 53.1 puntos). En el frente inflacionario el dato general se mantuvo en 0.4%, sin cambio alguno, acompañado de una vez más una inflación subyacente que se mantiene en cero. Entre medio la tasa de desempleo se deterioró hacia 3.1% (desde 2.8%) alcanzando su nivel más alto desde el pasado mes de diciembre mientras que la producción industrial mejoró hacia 6.8% (desde 5.7%) y el gasto familiar pasó hacia -0.1% (desde -1.4%) permitiéndonos concluir que la economía nipona sigue expandiéndose sin mostrar signo alguno en el frente inflacionario. A diferencia de reuniones anteriores donde el Presidente del Banco Central de Japón, Haruhiko Kuroda, tenía votos disidentes tras la reunión de política monetaria, en esta ocasión se estima que podría registrarse unanimidad dentro del comité. Habiendo denotado aquello Kuroda ha sido muy cauto con sus comentarios argumentando que aún las presiones inflacionarias no tomaban tracción dando a entender de que su país continuaría en la senda de liquidez con la que vienen operando hace varios años.
 

Domingo, 16 Julio 2017 15:46

LOS MERCADOS ESTA SEMANA

A pesar de una desaceleración en la demanda interna estadounidense entrando al tercer trimestre del año acompañados de menores presiones inflacionarias, sentimiento del consumidor y ventas retail en el mes de junio,  en la semana se registró una contrarotación bursátil en los portfolios de inversión pasando del sector financiero en pos de los sectores de energía y tecnología permitiendo con ello que los índices accionarios estadounidenses a sus máximos históricos con el Dow cerrando en 21,368 puntos, el S&P 500 en 2,459 puntos y el Nasdaq en 6,313 puntos. Entre medio los comentarios de la Presidenta de la Reserva Federal (FED), Janet Yellen, argumentando acerca del “inusual” proceso de desinflación que se viene registrando en la economía y la casi imposibilidad de alcanzar una tasa de expansión de 3% propuesta por la administración Trump hizo que la tasa a 10 años transitoriamente se comprimiese por debajo de 2.3% para luego repuntar hacia 2.33% hacia el cierre de mercado.

Entre tanto, frente a ese escenario macroeconómico más disímil, la probabilidad de que la FED suba la tasa de política monetaria en diciembre en 25 puntos base para dejarla en 1.5% cedió por debajo de 50% quedando a la espera de nuevos datos que ratifiquen una reaceleración durante el segundo semestre del año. Por su parte las principales instituciones financieras del país reportaron sus resultados trimestres por encima de las expectativas de mercado, no obstante, los agentes de inversión encontraron razones suficientes para tomar utilidades tras que las acciones en dicho sector habían subido casi 7% en el mes de julio.

La dinámica de los resultados de la banca fue muy similar ya que las carteras crediticias continuaron expandiéndose saludablemente, el otorgamiento de crédito automotriz se ha desacelerado significativamente y las carteras trading sufrieron de la caída en volatilidad registrada. De hecho, el viernes pasado el índice de volatilidad (VIX) cayó hacia su nivel más bajo histórico cerrando en 9.61 puntos apuntando a que los próximos 30 días no habría ninguna incertidumbre latente que pueda alterar el direccionamiento que lleva el mercado bursátil. En el frente internacional en Francia los Presidentes Donald Trump y Emmanuel Macron hicieron un inusitado intercambio de saludos y abrazos durante el Día de la Independencia de dicho país. Macron demostró la calidad francese de la diplomacia siendo que un par de horas antes de la llegada de Trump desplegase un discurso en pos de un mundo globalizado. Sin embargo, en el frente político interno la familia Trump estuvo a traspié a medida que se fueron conociendo los detalles de una reunión con personajes rusos durante la campaña electoral donde se habría ofrecido información sensible acerca de Hillary Clinton. Finalmente, vimos un repunte en el precio del petróleo a pesar que Arabia Saudita publicase cifras que ratificaban mayor producción mensual de aquella que se había acordado a finales del año anterior. El precio del crudo subió 5% cerrando en US$46.5 el barril. En dirección opuesta vimos como los precios del trigo y maíz cedieron -4%, respectivamente.

Esta semana en Estados Unidos sólo habrá un par de datos relacionados al sector inmobiliario sin intervenciones verbales por parte de los miembros de la FED ya que a partir del lunes entrarán en el periodo de silencio hasta la reunión de política monetaria del próximo 25 y 26 de julio. En Europa no sólo se publicará el dato oficial de inflación (1.4%) sino que también el  de crecimiento de la base monetaria y el otorgamiento de crédito dando paso a la reunión de política monetaria del Banco Central Europeo. En esta instancia los agentes de mercado estarán atentos a la intervención de Mario Draghi tras que desde su último discurso público del pasado 26 de junio las tasas de los bonos alemanas se han encumbrado casi 30 puntos base. Esta será la primera intervención formal que tendrá Draghi para clarificar y rectificar sus comentarios delineando con mayor claridad cuál es la visión inflacionaria del instituto emisor.

Adicionalmente, se anunció que Draghi será uno de los principales exponentes en la conferencia anual de Bancos Centrales de Jackson Hole, Wyoming, donde seguramente planteará el recorte de su programa de liquidez a partir del año 2018. En el Reino Unido se publicarán los datos de ventas retail que serán analizados detalladamente dada la desaceleración que viene registrando su economía. La siguiente reunión del Banco Central de Inglaterra será a principios de agosto. Por su parte en Japón también habrá reunión de política monetaria incluyendo un recambio en su comité. Esta será la primera vez que se espera que haya consenso dentro del BOJ en relación al programa de liquidez que vienen implementando. Los dos votos disidentes fueron remplazados en las últimas semanas. China también estará en la palestra noticiosa en un par de horas más, ya que se publicarán los datos del crecimiento del PIB del segundo trimestre, (6.8% estimado), producción industrial (6.5% estimado) y ventas retail (10.6% estimado). Sin embargo, el foco bursátil estará en el centenar de empresas que estarán reportando sus resultados del segundo trimestre entre las cuales se encuentran Bank of America, CSX, Ebay, GE, Goldman Sachs, IBM, Johnson and Johnson, Microsoft, Morgan Stanley, Netflix, Sherwin-Williams, Travelers, United Health y Visa entre muchas otras.

Uno de los principales acertijos con los cuales están teniendo que lidiar los agentes de inversión tiene que ver con la combinación de datos macroeconómicos que se vienen registrando denotando un menor crecimiento y un mercado que sigue trepando sin volatilidad alguna. El pasado viernes dentro de los datos que se publicaron vimos como la inflación general cedió hacia 1.6% (desde 1.9%) mientras que la inflación subyacente se mantuvo en 1.7% por segundo mes consecutivo. Por su parte la producción industrial se expandió marginalmente hacia 2% de 1.9% mientras que las ventas retail sufrieron un traspié no menor al crecer del orden de 2.9% desde 4.1%. A ello hay que sumarle que el sentimiento del consumidor también se refugió en 93.1 puntos desde 95.1 puntos bajo el entendimiento y la preocupación de un estado político disfuncional donde ha costado implementar cualquier tipo de reforma en los meses que lleva la administración Trump. A este punto la FED de Atlanta ha estimado, con los datos recientes, que la economía se habría expandido del orden de 2.4% durante el segundo trimestre del año (desde el 1.4% registrado el primer trimestre del año) siendo que empezamos el trimestre con una proyección más cercana a 4%. Entre medio Yellen seguramente en su última intervención frente al Congreso argumentó que el instituto emisor empezará el recorte de su posición financiera en los próximos meses siguiendo con un gradualismo monetario que no ponga en riesgo el endeble crecimiento que viene registrando la economía. Lo que si llamó la atención y seguramente pondrá en riesgo su segundo mandato serán los comentarios relacionados a la imposibilidad de llevar la economía hacia un crecimiento más robusto adoptando el programa económico planteado por la administración Trump sin generar desequilibrios inflacionarios. Yellen argumentó que aún hay demasiada incertidumbre en el frente político que podrían incidir sobre la demanda interna del país.

En el frente empresarial Amazon ratificó que la demanda a través de sus ofertas en Prime Day habrían superado los US$1 mil millones en ventas alcanzando su mayor nivel histórico contra argumentando con ello algunos de los datos macroeconómicos que se registraron en la semana. Esto permitió que el precio de dicha acción se haya encumbrando por encima de US$1,000 por acción. Entre medio JP Morgan reportó resultados trimestrales que superaron las expectativas con creces alcanzado utilidades por acción de US$1.82 versus US$1.58 estimado. La empresa señaló que la cartera crediticia continuó expandiéndose del orden de 8% año a año mientras que los ingresos por trading cedieron -14% algo que ya venían anunciando las distintas entidades financieras. Por su parte Citigroup registró US$1.28 por acción registrando un crecimiento en su cartera crediticia de 2% y una caída en sus resultados de trading de renta fija del orden de -6%. Finalmente, Wells Fargo cifró US$1.07 por acción registrando un crecimiento del orden de 1% en su cartera crediticia mientras que los ingresos de trading cedieron del orden de -45% en relación a igual trimestre del año anterior. Varias de las instituciones argumentaron que la caída se debió en gran parte a la falta de volatilidad bursátil y que la reciente alza de tasas les había favorecido los ingresos provenientes de intereses. Esta semana estarán reportando casi 70 empresas del S&P 500 donde se estima que el crecimiento en ventas será del orden de 4.8% y las utilidades se estarían expandiendo del orden de 6.8%.

En Europa la producción industrial se expandió del orden de 4% (desde 1.2%) ratificando el buen dinamismo que conlleva dicha economía. Por su parte en el Reino Unido la tasa de desempleo alcanzó su menor nivel en 42 años cerrando el mes anterior en 4.5% (desde 4.6%). A diferencia de lo que venía ocurriendo en meses anteriores el salario medio subió hacia 2% (desde 1.7%) siendo que aún la inflación sigue girando en torno a 2.9%.

En China las exportaciones se expandieron hacia 11.3 % (desde 8.7%) mientras que las importaciones lo hicieron desde 17.2% (hacia 14.8%) a medida que la expansión de nuevos créditos se mantuvo en 12.9% por segundo mes consecutivo. En India la inflación se desaceleró aún más hacia 1.5% (desde 2.2%) mientras que la producción industrial siguió el mismo camino hacia 1.7% (desde 2.8%).

Finalmente, en la región el ex Presidente brasileño, Inácio Lula da Silva, fue condenado a casi una década de encarcelamiento tras ser formalizado por actos de corrupción. Aun cuando Lula tiene varias instancias para apelar dicha condena lo que aparentemente estaría claro es que éste no podría presentarse a las elecciones presidenciales que se llevarán a cabo en octubre del próximo año, siendo que venía liderando las encuestas políticas. En el frente macroeconómico el Banco Central de Perú optó una vez más rebajar su tasa de instancia monetaria en 25 puntos base dejándola en 3.75% argumentando que la inflación debiese continuar cediendo en los meses que vienen a medida que los shocks inflacionarios del primer semestre se van disipando. Por su parte la clasificadora de riesgo S&P rebajó la nota crediticia de Chile hacia A+ desde AA- tras que en enero de este año pusiese al país en “negative watch” bajo el entendimiento que la economía se venía desacelerando y la situación fiscal se deterioraba.

 

Miércoles, 12 Julio 2017 10:20

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

Para aquellos que se desprendieron el martes de sus pantallas bursátiles entre las once de la mañana y el medio día parecería que el mercado bursátil habría continuado con la horizontalidad técnica con la que viene operando el S&P 500 por varios días, en torno a 2,425 puntos. Sin embargo, éste índice se desajustó casi 14 puntos en cuestión de minutos pasando desde 2,428 puntos hacia 2,414 puntos tras que el hijo del Presidente Trump publicase la secuencia de emails que dan fe de la reunión con la abogada rusa en el periodo preelectoral donde se le ofrece información incriminatoria de la contrincante política Hillary Clinton, siendo esta la primera reacción abrupta en un periodo de corto plazo del mercado accionario frente a la saga política que se viene desplegando desde el pasado noviembre. Según el mismo Presidente Trump la publicación de la comunicación habla de la transparencia de su hijo, no obstante, según el matutino The New York Times, éste se adelantó tras conocer que el medio de prensa estaría publicando la secuencia de emails en cualquier instancia. Evidentemente que aún no se ha podido demostrar que haya habido un acto ilegal por parte de Trump y personas asociadas a la campaña electoral, sin embargo, el enredo (directo e indirecto) político de la administración Trump con el gobierno ruso va añadiendo grados de complejidad. 

Habiendo señalado  aquello el foco el miércoles estará puesto en la Presidenta de la Reserva Federal (FED), Janet Yellen, quien estará dando su reporte bianual frente al Congreso justificando la decisión del instituto emisor de subir la tasa de interés en un ambiente donde aún no hay presiones inflacionarias significativas. Tras su intervención verbal se publicará el Libro Beige que nos dará un pincelazo del comportamiento de la economía donde el análisis estará orientado sobre el comportamiento laboral en semanas recientes. Los agentes de inversión están tratando de determinar si es que hay presiones inflacionarias que se estarían forjando lo cual finalmente permitiría que la FED siga con su recorte de posiciones financieras de su balance y alzas adicionales en la tasa de política monetaria (TPM). En este contexto ayer otra representante del Comité Abierto de la FED, Leal Brainard, argumentó que el recorte del balance era algo que recibiría su apoyo, sin embargo, alzas adicionales en la TPM dependerían del escenario internacional ya que las decisiones de los bancos centrales de la Euro Zona y el Reino Unido podrían generar disrupciones cambiando con ello el escenario base de la FED. 

En Europa la producción industrial se expandió del orden de 4% (desde 1.2%) ratificando el buen dinamismo que conlleva dicha economía. Por su parte en el Reino Unido la tasa de desempleo alcanzó su menor nivel en 42 años cerrando el mes anterior en 4.5% (desde 4.6%). A diferencia de lo que venía ocurriendo en meses anteriores el salario medio subió hacia 2% (desde 1.7%) siendo que aún la inflación sigue girando en torno a 2.9%. En Japón el índice terciario mejoró hacia 1.5% desde 0.6% quedando todos la esperado de los datos de inflación (1.7% esperado) y producción industrial (1.9% esperado) en India. Finalmente, el precio del petróleo registró un salto hacia US$45.75 el barril a pesar de que Arabia Saudita informase que excedió la producción acordada en el mes de diciembre pasado.    

Independiente de lo que nos pueda contar Yellen en las próximas horas y el tenso ambiente político por el cual está atravesando la familia Trump, los agentes de inversión están formalmente a la espera de los resultados trimestrales que se empezarán a publicar este próximo viernes liderados por las principales instituciones financieras del país. Dada la horizontalidad con la que viene operando el S&P 500 daría la impresión que nadie quiere quedarse fuera del mercado a pesar de la rotación fundamental que ha ocurrido en las últimas semanas. Por ejemplo, el sector financiero ha rentado del orden de 7.6% en lo que va del año siendo que sólo en el último mes este sector ha subido 7%. Por su parte el sector tecnológico que ha rentado del orden de 16.3% en el año acumula una caída en el último mes de -4.3% ratificando con ello que los administradores no han optado de retirar fondos del mercado de renta variable. Inclusive ayer, tras el abrupto ajuste por parte del S&P 500, vimos como inmediatamente éste recupero terreno a medida que agentes invertían en papeles que a su juicio se estaban transando a descuento. 

 

Por ahora el mercado sigue operando con una utilidad proyectada de US$131 por acción para el S&P 500 para este año y casi de US$146 por acción para el año 2018. Ello implicaría que se estima que las utilidades crecerán del orden de 10.2% durante este año para luego expandirse del orden de 11.5% el siguiente permitiendo que la relación precio utilidad del mercado accionario estadounidense siga transándose del orden de 18.5 veces. Para el segundo trimestre del año se estima que las ventas se expandirán del orden de 4.8% y las utilidades cercanas a 6.5% en relación a igual trimestre del año anterior. Excluyendo al sector energía las ventas se expandirán del orden de 3.8% y las utilidades 3.5%, respectivamente. Habiendo denotado aquello el precio promedio del petróleo el segundo trimestre del año anterior fue de US$43.54 por barril mientras que este último trimestre fue de US$48.27 por barril lo cual no condice con las expectativas de que las utilidades del sector energía se estarán expandiendo del orden de 375% como tienen proyectados distintos analistas de mercado. Ya este viernes se estarán publicando los resultados del Citi, JP Morgan Chase, PNC Financial y Wells Fargo donde se estima que las empresas del sector financiero registrarán un crecimiento en utilidades del orden de 6%. 

Domingo, 09 Julio 2017 16:18

EL MERCADO ESTA SEMANA

La semana que aparentemente tendría poca incidencia bursátil, producto del feriado del pasado 4 de julio, terminó generando movimientos tendenciales en los precios de los instrumentos de renta variable, tasas de los bonos del tesoro a 10 años y finalmente el precio del crudo quedando todos de los datos de empleo estadounidense conjuntamente con la reunión entre los Presidentes de Estados Unidos (Donald Trump) y Rusia (Vladimir Putin) el pasado viernes. En su momento vimos como el S&P 500 se desajustó hacia 2,410 puntos para luego cerrar la semana en 2,425 puntos marcando el punto intermedio de la banda técnica en la cual se viene moviendo el índice accionario en el corto plazo. Por su parte la tasa de los bonos del tesoro a 10 años se encumbró hacia 2.38% puntos sumando casi 25 puntos desde el pasado 26 de junio cuando el Presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, expresase su preocupación por un proceso “reflacionario” regional en vez de “desinflacionario” como se venía argumentando con antelación. Desde aquella fecha el Bund alemán de igual duración ha sumado 31 puntos base alcanzando el umbral de 0.58% sin que pueda encontrar un techo firme confirmando que, de las últimas actas de la BCE, publicadas el jueves pasado, las autoridades monetarias están con todo el interés de delinear un programa en el cual se va gradualmente poniendo fin al programa de liquidez de €60 mil millones que viene instaurando mensualmente el instituto emisor europeo.

Por su parte el precio del petróleo sufrió un traspié hacia el cierre de la semana del orden de -4% cerrando la semana en US$44.23 el barril. El fin de semana anterior vimos como el precio del petróleo se encumbró por encima de US$46 el barril, sin embargo, ya pasado el feriado del 4 de julio (Día de la Independencia) la demanda de gasolina cedió tras que los 38 millones de estadounidenses volviesen a sus actividades laborales tras los aproximadamente cuatro días feriado que tuvieron. En el frente económico sin duda alguna que las cifras de empleo del pasado viernes que incluyen una generación de empleo del orden de 222 mil en junio, una tasa de desempleo que sube hacia 4.4% (desde 4.3%) y una inflación salarial del 2.5% serán parte de la discusión que se estará llevando a cabo en las próximas horas a medida que varios miembros de la Reserva Federal (FED), incluyendo a la Presidenta Janet Yellen, estarán refiriéndose a dichas cifras en el contexto del escenario base que ha desplegado el instituto emisor para los próximos meses.

En el plano geopolítico la reunión de los países que componen el G20 en Hamburgo, Alemania recibió extensa cobertura en particular por la inconclusa reunión entre Trump y Putin donde habrían acordado trabajar en poner término a la guerra que se viene llevando a cabo en Siria. No obstante, la agenda también de los distintos mandatarios contempló conversaciones acerca de los actos bélicos que sigue llevando a cabo el mandatario norcoreano Kim Jong-un tras que en la semana probase exitosamente un misil intercontinental que podría alcanzar a territorio estadounidense con capacidad de llevar material atómico.

Esta segunda semana de julio tendrá no sólo una batería de datos macroeconómicos, sino que la Presidenta de la FED, Janet Yellen, estará exponiendo frente al Congreso para luego dar formalmente el inicio a la temporada de resultados trimestrales. En el frente macroeconómico tendremos el dato de créditos de consumo, inflación al productor, inflación general, producción industrial, sentimiento del consumidor y ventas retail. Adicionalmente, tras la primera intervención verbal este miércoles siguiente frente a la Cámara de Representantes por parte de Yellen, se estará publicando la presentación de Libro Beige como antesala a la reunión de política monetaria que se llevará a cabo el próximo 25 y 26 de julio. En Europa las autoridades monetarias tratarán de contener el desanclaje de tasas que se viene registrando ya que las mismas actas del Banco Central Europeo (BCE), publicadas en la semana, no lograron atenuar aquel brusco movimiento dado que la incertidumbre desinflacionaria estaría desapareciendo según el mismo informe. En Alemania, además, se publicarán los datos de inflación del mes anterior. En el Reino Unido se conocerán los datos de empleo que se encuentran en niveles históricamente bajos generando presión inflacionaria. China sin duda alguna estará en la palestra noticia toda la semana ya que partiremos conociendo los datos de inflación este fin de semana, las cifras de comercio internacional a media semana para cerrar el siguiente fin de semana con los datos del crecimiento del PIB del segundo trimestre, producción industrial y ventas retail. En India se publicarán los datos de inflación y producción industrial. Por su parte de diferencia de otras instancias, el Banco Central de Canadá podría generar noticias ya que hay una posibilidad (remota) de que sus autoridades opten por subir su tasa de instancia monetaria en 25 puntos base este próximo 12 de julio, siguiendo los pasos de la FED, para dejarla en 0.75%. Finalmente, en Estados Unidos las empresas del S&P 500 empezarán a reportar sus resultados trimestrales partiendo como antesala con Delta, Pepsi y Yum Brands dando paso el siguiente viernes 14 de julio a los resultados del Citi, JP Morgan Chase, PNC Financial y Wells Fargo. Por ahora se estima que las ventas se expandirán del orden de 4.8% y las utilidades cercanas a 6.5% en relación a igual trimestre del año anterior. Excluyendo al sector energía las ventas se expandirán del orden de 3.8% y las utilidades 3.5%, respectivamente. Se estima que las utilidades del sector energía tendrán un crecimiento del orden de 375% tras que el precio del petróleo promedio remontase significativamente de aquel registrado durante el segundo trimestre del año anterior. Por ahora el mercado sigue operando con utilidad proyectada de US$131 por acción para el S&P 500 y casi de US$146 por acción para el año 2018.

En su exposición frente al Congreso, durante los días miércoles y jueves, Yellen tratará de demarcar los logros de su mandato poniendo énfasis en los muy buenos datos de empleo que se publicaron el pasado viernes. La economía generó 220 mil nuevos empleos en el mes de junio de los cuales 187 mil fueron del sector privado. Durante el primer trimestre del año la economía ha generado en promedio 180 mil mientras que la tasa de desempleo, aun cuando subió marginalmente hacia 4.4% (desde 4.3%) aun no genera presiones inflacionarias. De hecho la inflación salarial se mantuvo girando en torno a 2.5% justificando con ello nuevas acciones en la segunda mitad del año. Ello en particular tras que  de las últimas actas de FED se desprendiese que los varios  miembros del Comité Abierto pro alza de tasas fueron contrarrestados por no decir neutralizados por sus pares durante gran parte de la discusión. Hubo aquellos que quieren que el programa de recorte de activos financieros comience dentro de los próximos meses, no obstante, hubo otro frente que argumentó que las condiciones para empezar dicho programa podrían aún ser prematuras. En relación a la trayectoria de la proyección de la tasa de política monetaria algunos señalaron que ésta era demasiado agresiva ya que las condiciones inflacionarias no estaban prescritas para ello mientras que otro segmento argumentó que la inflación subyacente tomaría mayor tracción en la segunda mitad del año producto de la baja tasa de desempleo que se viene registrando. A lo que otros miembros de la FED explicaron que la tasa de desempleo de largo plazo podría haber cambiado en el transcurso de los años anteriores y producto de ello no se había visto presiones inflacionarias salariales como en periodos anteriores. Habiendo señalado  aquello lo que está claro, sea cual sea el camino que dictamine la FED, es que en el frente macroeconómico las tasas de interés estadounidenses reaccionaron al alza tras que ambas lecturas de servicios (ISM y PMI) mostraron mayor actividad en el mes de junio trepando hacia 57.4 puntos (desde 56.9 puntos) y 54.2 puntos (desde 53.6 puntos), respectivamente.

Entre medio las actas de la última reunión del Banco Central Europeo (BCE) no lograron contener el desanclaje que se viene registrando en las tasas de interés regionales ya que la tasa del Bund alemán a 10 años trepó hacia  0.58% siendo que hace un par de semanas atrás la tasa venía ajustada por debajo de 0.3%. En la semana varias autoridades del BCE incluyendo al economista jefe, Peter Praet, argumentó que las condiciones para cambios en la política monetaria no estaban formadas mientras que Benoît Cœuré, miembro de la BCE, dio a entender de que el mercado había malinterpretado las palabras de Draghi cuando éste señaló que los riesgos desinflacionarios ya no estaban presentes. No obstante, puede que las tasas europeas estén reflejando un mayor riesgo tras los cuatro rescates de la banca española e italiana que se han realizado en el último mes con ayuda, en el caso italiano, de fondos fiscales. Por ahora se estima que un cuarto banco italiano (Banca Carige) podría estar siendo absorbido por el gobierno tras que las autoridades monetarias tomasen control de Monte dei Paschi di Siena a través de un aporte de capital de €5,400 millones. Entre medio el gobierno griego recibió formalmente el aporte de €8,500 millones por parte de la Comunidad Europea para hacer frente a los pagos de deuda que tiene este mes.

Sin duda alguna que parte de la discusión que se llevó acabo en el G20 fue la crisis geopolítica que se viene plasmado desde el martes pasado tras que el gobierno norcoreano decidiese lanzar un misil intercontinental que podría alcanzar a territorio estadounidense. Inmediatamente el gobierno estadounidense gestionó una reunión de emergencia en las Naciones Unidas donde pidieron formalmente sanciones adicionales para el gobierno de Kim Yong-un recibiendo poco apoyo de países como China y Rusia. A ello se sumaron comentarios del estamento militar estadounidense señalando que Estados Unidos se estaba restringiendo voluntariamente de proceder bélicamente en contra de Corea del Norte y que de ser instruidos por el gobierno podrían atacar en cualquier momento. La reacción de Yong-un fue inmediata mandando señales de que el misil tenía capacidad llevar una bomba nuclear y que podría formalmente alcanzar costas estadounidenses utilizando un lenguaje más acido con insultos. Esto llevó a que el Premier japonés, Shinzo Abe, llamase a la calma y que había que buscar una resolución diplomática. Entre medio Trump sostuvo reuniones directas y formales con los mandatarios de China (Xi Jinping) y Rusia (Vladimir Putin), donde abordaron esta crisis que va tomando tintes bélicos a medida que van pasando los días. Una escalada bélica podría generar un cambio de expectativas bursátil repentino.

En el Reino Unido la lectura PMI de manufactura sufrió otro traspié tras que ésta cediese hacia 54.3 puntos (desde 56.3) ratificando la preocupación de sus autoridades monetarias acerca del dinamismo que conlleva dicha economía. A ello se suma la contracción de la producción industrial en -0.2% (desde -0.8%) mientras que los precios de los bienes inmuebles siguen a la baja hacia 2.6% (desde 3.3%).

En China la lectura Caixin PMI privada de manufactura, que el mes anterior se encontraba en 49.6 puntos, terminó el mes de junio en fase expansiva de 50.4 puntos. Por su parte las reservas internacionales chinas aumentaron por quinto mes consecutivo hacia US$3.056 billones con ello permitiéndonos concluir que las autoridades chinas han decidido abultar sus arcas nuevamente.

Miércoles, 05 Julio 2017 10:16

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

El inicio del tercer trimestre no solo viene acompañado de un batería de datos macroeconómicos, como suele ocurrir a principios de cada mes, sino que también vamos a tener mucha actividad empresarial, geopolítica y tecnológica que los agentes de inversión tendrán que rápidamente absorber tras el feriado  del Día de la Independencia celebrado el dia 4. Partamos por el conjunto de datos macroeconómicos que fuimos conociendo desde el pasado lunes iniciando por los datos de actividad manufacturera ISM y PMI los cuales tomaron dirección opuesta ya que el primero subió hacia 57.8 puntos (desde 54.9 puntos) mientras que el segundo cedió hacia 52 puntos (desde 52. 7puntos), respectivamente. Por su parte las ventas automotrices del mes de junio sumaron 16.5 millones de unidades en términos anualizados, levemente por debajo de la cifra estimada por el mercado. El miercoles se publicarán los datos de actividad compuesta y de servicios quedando a la espera de las actas de la última reunión de política monetaria de la Reserva Federal (FED), donde se estima que habrá algún indicio de que el programa de recorte del balance empezaría en septiembre.

Ante ello vimos como la tasa de los bonos del tesoro a 10 años se encumbró otros 6 puntos base transándose el miércoles por la mañana en torno a 2.35%. En la Euro Zona el PMI compuesto cedió marginalmente hacia 56.3 puntos (desde 56.8 puntos) mientras que la inflación al productor continuó desajustándose hacia 3.3% (desde 4.3%) y las ventas retail continuaron expandiéndose del orden de 2.6%. La próxima reunión del Banco Central Europeo será el 20 de julio casi una semana antes de la reunión de la FED que se llevará a cabo los días 25 y 26 de julio. En el Reino Unido el PMI de servicios cedió marginalmente hacia 53.4 puntos (desde 53.8 puntos) siguiendo la misma dirección del sector construcción cuyo dato cerró el mes de junio en 54.8 puntos (desde 56 puntos). El Banco Central de Inglaterra tendrá otra serie de datos a principios de agosto antes de delinear su estrategia monetaria ya que su siguiente reunión será a principios de agosto (3 de agosto). En Japón el PMI compuesto también sufrió un retroceso hacia 52.9 Puntos (desde 53.4 puntos) aun cuando el sector servicios mejoró marginalmente hacia 53.3 puntos (desde 53 puntos).

Las autoridades monetarias en Japón estarán delineando su nueva estrategia bajo un renovado comité el próximo 20 de julio. Por su parte en China el Banco Central anunció ayer por la tarde que mantiene su tasa de política monetaria en 4.35% sin cambio alguno, aunque, el instituto emisor viene inyectando liquidez a destajo en toda la estructura de corto plazo para evitar un apretón de liquidez. Por ahora los datos de actividad china tanto oficiales como privados  están mostrando una mejoría gradual. En India el PMI de servicios mejoró hacia 53.1 puntos (desde 52.2 puntos) registrando dirección opuesta al sector manufacturero el caul se desajustó hacia 50.9 puntos (desde 51.6 puntos). 

 

En el frente empresarial hubo una serie de noticias emanando del sector financiero tras que Worldpay, un procesador de pagos en el Reino Unido, anunciase que tanto JP Morgan Chase como Vantiv, un competidor estadounidense, habrían realizado ofertas formales para su adquisición en un monto cercano a £8 millones. Esta sería la primera intención de expansión internacional de un banco estadounidense en la post crisis seguramente teniendo un impacto positivo sobre la evolución bursátil de dicho sector. Entre medio el Banco Santander anunció que llevará a cabo el aumento de capital por €7,100 millones en las próximas semanas para cubrir los gastos asociados a la compra del Banco Popular a principios de mes. El precio de la opción de compra se ha fijado en €4.85 por acción lo que implicaría un descuento del orden de 17.75% al cierre del pasado lunes.

Por su parte en Italia se anunció que el gobierno formalmente habría tomado control del cuarto banco del sistema financiero, Monte dei Paschi di Siena a través de un aporte de capital de €5,400 millones. Esta mañana la Comisión Europea habría aprobado el programa de restructuración de dicha institución segregando €28,600 millones de créditos tóxicos y el cierre de casi 600 sucursales incluyendo el recorte de casi 25% de su planilla laboral (5.500 puestos de trabajo). El rescate de ésta institución conjuntamente con las otras dos anunciadas la semana anterior (Banca Popolare di Vicenza SpA y Veneto Banca SpA) del orden de otros €5,200 millones ya han puesto en estrés al fondo gubernamental de €20 mil millones que se había gestionado a principios de año. Ello porque se estima que los costos de dichos rescates superarán con creces dicho resguardo. Por su parte a este punto varias autoridades europeas han argumentado que se habrían quebrantado acuerdos prescritos par el uso de recursos fiscales para el rescate de la banca italiana.

Domingo, 02 Julio 2017 19:38

EL MERCADO ESTA SEMANA

Durante la última quincena del segundo trimestre del año, y prácticamente hace casi una década desde que empezó el remolino financiero que desembocó en la Gran Recesión estadounidense, la Reserva Federal (FED) no sólo decidió delinear aumentos adicionales en la tasa de política monetaria y programar el recorte del exceso de activos financieros que hoy tiene en su balance, sino que ahora optó también por aprobar los programas de capital de la gran banca estadounidense permitiendo la devolución de dividendos y capital de manera extraordinaria a sus accionistas con ello sellando la última etapa de la crisis financiera permitiendo que las acciones bancarias tomaran ímpetu entrando al tercer trimestre del año. Sin embargo, esta etapa final parecería aún lejana en Europa donde hubo dos bancos italianos que entraron en quiebra el fin de semana pasado sumándose a aquel registrado a principios de mes en España. A ello se suma la decisión del Banco Central de Inglaterra (BOE) que exigió que su banca aumente en £11,400 millones capital adicional para resguardar al sistema financiero de posibles impactos adversos.

Entre medio las autoridades chinas pidieron que la banca de dicho país hiciese un análisis detallado de posible riesgo sistémico que podría emanar de una concentración que se habría otorgado empresas del sector tecnología en el proceso de expansión. A este multiciclo financiero que se va forjando debemos incluir la determinación que están llevando a cabo los distintos bancos centrales de dichos países que en la semana mandaron mensajes mixtos acerca de sus programas monetarios entrando a la segunda mitad del año permitiendo que se haya registrado movimientos bruscos no sólo en la renta fija sino que también en el mercado cambiario. Ello tras que el Presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, argumentase que se estaban forjando corrientes inflacionarias algo que vino inmediatamente ratificado por el aumento en la inflación subyacente en la región hacia 1.1% (desde 0.9%).

Por su parte Mark Carney, el Presidente del BOE, argumentó que de darse una mayor dinámica económica habría un justificativo para aumentar la tasa de interés en pos de controlar la inflación que ha subido hasta 2.9% superando con creces la meta de 2%. Carney, hace sólo un par de semanas atrás había argumentado que aún no era posible subir la tasa de interés ni retraer liquidez dado que el país entraba en una fase en la cual el proceso de Brexit podía generar incertidumbre. Estos discursos cambiantes generaron cambios en las expectativas acerca de la evolución de las tasas de interés entrando a la segunda mitad del año. En la región Brasil se tomó la palestra noticiosa partiendo por la acusación formal de corrupción  al Presidente Michel Temer por parte del Fiscal General, Rodrigo Janot, gatillando un proceso judicial complejo siendo esta la primera vez que se acusa a un presidente brasileño de aquello. Entre medio el Banco Central de Brasil anunció que estará anclando la meta inflacionaria hacia 4% desde el actual 4.5% hacia el año 2019.      

Esta primera semana de julio, que será corta en Estados Unidos producto del cierre temprano de los mercados el lunes 3 de julio (1PM EST) y el feriado del Día de la Independencia, el día martes 4 de julio, marcará el inicio de un nuevo trimestre dando paso a las cifras a nivel global de actividad ISM y PMI. A su vez en Estados Unidos se estarán publicando las cifras de empleo privado ADP y las cifras de empleo general. Por ahora se estima que la economía habría generado 175 mil puestos de trabajo en el mes de junio acompañado de una tasa de desempleo hacia 4.2% (desde 4.3%). Estas cifras, además, vendrán acompañadas de la última minuta de la Reserva Federal FED) que será altamente analizada para determinar los siguientes pasos del instituto emisor. Esto tras que el Presidente de la FED de Saint Louis, James Bullard, argumentó que la visión que se había plasmado en la última reunión no se podría llevar a cabo dada la falta de presiones inflacionarias existentes en la economía.

Entre medio en Europa se conocerá la tasa de desempleo y ventas retail a medida que distintas autoridades monetarias buscan clarificar la postura del BCE, quedando a la espera de la próxima reunión de política monetaria el 20 de julio. En Japón se estará publicando el Tankan del segundo semestre quedando a la espera de los datos de inflación en China. En el frente empresarial habrá pocas noticias quedando a la espera de los resultados trimestrales que formalmente se empezarán a conocer el siguiente 14 de julio con los datos de la banca. Por ahora se estima un crecimiento en ventas del orden de 5% mientras que las utilidades lo harán del orden de 6.6%.  Al excluir el sector energía dentro de la muestra el crecimiento en utilidades del resto de las empresas del S&P 500 será sólo del orden 3.5%. Finalmente, en el frente político se llevará a cabo la primera reunión del G20 con la participación del Presidente Trump donde se espera que se registre la primera reunión formal con el Presidente de Rusia, Vladimir Putin. Durante el fin de semana, y en preparación para esta reunión, los mandatarios de Alemania y China mandaron mensajes acerca de los recientes discursos del Presidente Trump en relación al comercio internacional, inmigración y el medio ambiente donde se ha distanciado de la comunidad internacional.
 
Haciendo un resumen de lo ocurrido en términos bursátiles durante el trimestre en promedio los principales índices accionaros estadounidenses rentaron 3.3% con las tasas soberanas a 10 años habiendo cedido casi -10 puntos base hacia 2.30% desde el cierre de marzo. Sin duda, hubo un ajuste del orden de -9% en el precio del crudo en el trimestre logrando situarse levemente por encima de US$46 el barril a pesar de los esfuerzos por parte de los países que componen la OPEP de mantenerlo cercano a US$50 extendiendo su programa de reducción de oferta mientras que el euro se apreció considerablemente en el trimestre pasando desde €1.065 hacia €1.142 sobre la base de que el Banco Central Europeo (BCE) implementó su primer recorte en su programa de liquidez comprando sólo €60 mil millones hasta por lo menos finales del año. El precio del oro finalizó casi donde empezó girando en torno US$1,242 la onza bajo el entendimiento de que el riesgo político que emanó desde Estados Unidos, Francia y el Reino Unido no tuvo incidencia alguna sobre la aversión al riesgo. Fueron las acciones del sector industrial como Boeing y Caterpillar las que más retaron dentro del Dow seguidas por las acciones bancarias mientras que IBM y Verizon perdieron altura en el trimestre.

Tras la dosis de malas noticias que emanaron de la banca europea en las últimas semanas, la FED cerró el trimestre aprobando la mayoría de los programas de capitalización de la banca estadounidense. Sólo hubo un caso en el cual Capital One tendrá que reprogramar dentro de los próximos seis meses su plan de capitalización antes de que sea formalmente aprobado. Habiendo denotado aquello la mayoría de la gran banca estadounidense estará devolviendo capital a sus inversionistas de manera sustancial ya sea a través de aumentos en los dividendos o recompra de acciones. Para tener una idea de los montos, Bank of America estará aumentando sus dividendos en casi 60% hacia 12 centavos de dólar por trimestre y anunció un programa de US$12 mil millones en recompra de acciones. Estos dividendos le permitieron a Berkshire Hathaway de Warren Buffett ejercer su opción de compra de acciones que tenía del orden de US$5 mil millones haciéndolo el mayor accionista de la empresa a diez años cuando Berkshire salió a resguardar a la institución financiera. La opción de compra fue de US$7.14 por acción siendo que hoy el precio de la acción de Bank of America es de US$24.3 por acción. Por su parte Citigroup anunció que estará incrementando su dividendo en 100% y ejercerá un programa de recompra de acciones del orden de US$15,600 millones. El precio de la acción viene subiendo del orden de 2.8% en el pre market hacia US$67 por acción. En el caso de JP Morgan Chase este aumentará su dividendo en 12% y recomprará del orden de US$19,000 millones mientras que Morgan Stanley pidió un aumento en sus dividendos de 25% y un programa de recompra de acciones de US$5 mil millones. Finalmente, Goldman Sachs no entregó ningún dato solo argumentando que la FED había aprobado su programa de capital sin entregar más detalles.

En la Euro Zona a pesar de que el Presidente del BCE, Mario Draghi, señalase presiones re inflacionarias en la región el dato de inflación preliminar del mes de julio mostró otro desajuste hacia 1.3% (desde 1.4%). No obstante, la inflación subyacente mejoró hacia 1.1% (desde 0.9%) justificando con ello los comentarios esgrimidos por Draghi. Sustentando el buen dinamismo que lleva la región la inflación en Alemania aumentó hacia 1.5% (desde 1.4%) mientras que las ventas retail del mes anterior mejoraron considerablemente hacia 4.8% (desde -0.4%) a medida que la tasa de desempleo se mantiene estructuralmente baja en 5.7%.

Por su parte en Japón la inflación general se mantuvo en 0.4%, sin cambio alguno, acompañado de una vez más una inflación subyacente que se mantiene en cero. La única cifra que aumentó fue la inflación que excluye sólo alimentos que terminó el mes en 0.4% (desde 0.3%). Entre medio la tasa de desempleo se deterioró hacia 3.1% (desde 2.8%) alcanzando su nivel más alto desde el pasado mes de diciembre mientras que la producción industrial mejoró hacia 6.8% (desde 5.7%) y el gasto familiar pasó hacia -0.1% (desde -1.4%) permitiéndonos concluir que la economía nipona sigue expandiéndose sin mostrar signo alguno en el frente inflacionario. Entre medio de estas cifras el Presidente del Banco Central de Japón, Haruhiko Kuroda, fue más cauto con sus comentarios argumentando que aún las presiones inflacionarias no tomaban tracción dando a entender de que su país continuaría en la senda de liquidez con la que vienen operando hace varios años. Ello en particular tras que las ventas retail en Japón se desacelerasen hacia 2% (desde 3.1%).

En China las lecturas oficiales de actividad PMI mostraron una mejoría. El sector manufacturero mejoró hacia 51.7 puntos (desde 51.2 puntos) mientras que el de servicios lo hizo hacia 54.9 puntos (desde 54.5 puntos). Entre tanto el Banco Central de Brasil, de manera inesperada, anunció que su meta inflacionaria se corregirá desde 4.5% hacia 4.0% en una fase de dos años ya que ésta en el último mes cedió hacia 3.6% dándole grados de credibilidad al Banco Central de Brasil. Habiendo denotado aquello el Real se depreció del orden de casi 6% en el trimestre algo que incidirá eventualmente sobre los datos de inflación del segundo semestre.

Finalmente, en la semana el precio de la acción de Nike trepó del orden de 11.6% tras que la empresa registrase utilidades por acción por encima de las expectativas de mercado en US$0.60 versus los US$0.50 estimados. A pesar de que la compañía mostró crecimiento marginal en Estados Unidos en el resto del mundo registró ventas creciendo por encima de 10%. Además, la empresa anunció que estará vendiendo algunos de sus productos a través de Amazon cambiando con ello parte de su política comercial.

 





 

Miércoles, 28 Junio 2017 10:53

3T17: Esperando Mayor Volatilidad

Una de las discusiones que viene tomando fuerza dentro de las principales instituciones financieras tiene que ver con el bajo nivel de volatilidad bursátil que se ha registrado durante el primer semestre de año a medida que los índices bursátiles encontraban camino, por diversas razones, hacia sus máximos históricos. Sin embargo, a medida que nos encontramos ad portas del tercer trimestre del año parecería que la volatilidad quisiese tomar tracción bajo el entendimiento de que: 1) Las autoridades monetarias de los países desarrollados empezaron a argumentar de manera coordinada, utilizando casi las mismas palabras, que las condiciones para un proceso re-inflacionario estaban dadas obligándolos, eventualmente a cambiar de política monetaria; 2) En las últimas semanas hemos visto un incipiente resquebrajamiento del sistema financiero iniciado en Europa seguido por preocupaciones en China y exigencias de mayor capital en  Reino Unido; 3) Los agentes de mercado están esperando un crecimiento en utilidades que supera el 10% para éste y el próximo año siendo que las expectativas de corto plazo no son tan auspiciosas; 4) Un tenso ambiente político que continuará siendo parte de la agenda estadounidense mientras que en Alemania habrá elecciones parlamentarias y Brasil tendrá que lidiar con otro complejo proceso político tras que el Presidente Temer fuese formalmente acusado de corrupción; Finalmente, 5) El precio del petróleo seguirá siendo una fuente de incertidumbre ya que no sólo podría tener incidencia sobre los costes de producción sino que también sobre la dinámica de algunas economías emergentes si es que no logra encontrar sustento durante el tercer trimestre del año. 

En las últimas horas vimos bruscos movimientos no sólo en el mercado cambiario con una apreciación casi del 2% del euro dejando a la paridad euro – dólar en €1.1362 sino que un salto discrecional en las tasas soberanas a 10 años de Alemania trepando casi 15 puntos base hacia 0.38% tras que el Presidente del Banco Central Europeo (BCE) argumentase la solidez con la que se viene expandiendo su economía. Con ello dando a entender que el programa de liquidez podría estar entrando en una fase final permitiendo una apreciación del euro y una toma de utilidades en soberanos regionales. En Estados Unidos la Reserva Federal ha anunciado que continuará el proceso de normalización de tasas y recorte de sus posiciones financieras. En Inglaterra el voto para mantener el programa de liquidez y las tasas de interés fue dividido. En Japón, se cambiará a varios miembros del Banco Central de Japón en los próximos días que habían estado en contra de los programas extensos de liquidez que viene adoptando. 

En el frente financiero en Europa han quebrado formalmente tres instituciones financieras en las últimas semanas llevando a un rescate fiscal por parte del gobierno italiano. En Alemania un banco regional decidió dejar de pagar intereses y el Banco Central de Inglaterra ha anunciado que la banca bajo su tutela tiene que levantar £11,400 millones en capital para resguardar posibles impactos adversos. En China el gobierno ha anunciado un proceso de examinación interna dentro del sistema financiero para determinar la sobre exposición y concentración de créditos en ciertas empresas e industrias. Habiendo señalado aquello algunas de las bancas internacionales como Deutsche Bank, JP Morgan Chase y UBS también estarían sobre expuestos a las mismas empresas chinas. 

Por ahora el mercado sigue apuntando a que las utilidades del S&P 500 terminarán del orden de US$130 lo que al actual precio del S&P 500 la relación precio utilidad a la que se está transando el mercado es de 18.6 veces situándose por encima del promedio histórico de 17 veces. Además, el mercado empezó a operar con utilidades esperadas para el año 2018 cercanas a US$145 lo que implicaría un crecimiento del orden de 11.5% bajo la presunción de que el precio del petróleo se mantiene por encima de US$50 el barril. 

En el frente político ayer vimos como el Presidente Trump y el Partido Republicano no lograron un acuerdo para reformar el sector salud poniendo en duda si es que las autoridades podrán desplegar todo lo que vienen prometiendo que incluye reformas estructurales profundas como la del tema impositivo. En Alemania las elecciones del Bundestag se han fijado para el próximo 24 de septiembre pudiendo traer cambios como los ocurridos en Francia y el Reino Unido en semanas recientes. Continuarán, además, las negociaciones del Brexit mientras que en Brasil se va formando un vacío político que podría dejar el gobierno en manos del Representante de la Cámara Baja del Congreso brasileño. 

Finalmente, aun cuando el precio del petróleo ha logrado trepar hacia US$44 el barril éste aún continua con fuertes presiones a la baja dado que los productores estadounidenses siguen aumentando producción contrarrestando las medidas adoptadas por la OPEP. El precio del petróleo no sólo tendría incidencia sobre la inflación general sino que también podría impactar el crecimiento esperado en utilidades y podría descomponer los ingresos de países petróleo dependientes incluyendo a Arabia Saudita, Brasil, Colombia, México y Rusia. 

 

En conclusión, tras un primer semestre en el cual se ha desplegado una muy baja volatilidad bursátil daría la impresión que éste segundo semestre del año el cambio en los discursos de los bancos centrales con posibles resquebrajamientos del sistema financiero europeo, el crecimiento estadounidense en utilidades esperado, un tenso ambiente político interno y externo conjuntamente con la evolución del precio del petróleo podrían desplegar mayor movimiento en los precios de los activos de inversión. 

Domingo, 25 Junio 2017 15:52

EL MERCADO ESTA SEMANA

A sólo un par de días del cierre del segundo trimestre del año la volatilidad bursátil marcará otro nivel promedio históricamente bajo, en torno a los 11.6 puntos, una vez más desalineado del promedio histórico de 18.5 puntos bajo el entendimiento de que la economía estadounidense está andando buen trecho, las utilidades de las empresas siguen expandiéndose saludablemente independiente del desajuste en el precio del petróleo hacia US$42.8 el barril y el riesgo político parecería haber amainado aun cuando el Presidente Trump sigue haciendo comentarios a destiempo en relación a las investigaciones que se están llevando a cabo en relación a Rusia.  

Por el lado internacional los indicadores de actividad preliminares del mes de mayo apuntan a una mejoría manufacturera, la mayoría de los bancos centrales de los países desarrollados siguen adoptando medidas pro cíclicas y el riesgo geopolítico que emanaba de Europa se ha disipado. Por ahora la mayoría de los indicadores estadounidenses de actividad inmobiliaria mostraron una mejoría permitiendo que, por ejemplo, los precios de los bienes inmuebles medidos por el FHFA trepasen hacia 6.8% (desde 6.4%). Según la Reserva Federal (FED) de Atlanta el crecimiento económico del segundo trimestre se estima en 2.9%, cifra que se va desinflando a medida que van pasando las semanas. Por ahora en el frente empresarial las ventas de las empresas del S&P 500 para el segundo trimestre del año se estima que crecerán del orden de 5% mientras que las utilidades lo harán del orden de 6.6%. 

Habiendo señalado aquello debemos tomar en consideración que al excluir el sector energía dentro de la muestra el crecimiento en utilidades del resto de las empresas del S&P 500 será sólo del orden 3.5% ratificando el complejo momento por el cual estáatravesando el precio del petróleo que en la semana perdió otro -4.3% sumando una caída desde mediados de febrero de más de -20%. A su vez, la Reserva Federal (FED) ratificó que las 34 principales entidades financieras del país seran solventes en caso de que se registre una crisis económica severa en las próximas semanas. En el frente político Trump aseveró que no había grabaciones entre el y el ex director del FBI, James Comey, pero el hecho de haber anunciado aquello lo obligó a Comey a testificar entregando una perspectiva objetiva a lo que se venía plasmado. Entre medio se presentó el programa de reformas al sector salud por parte de los senadores republicanos aun faltando consenso interno antes de representarlo frente al Congreso para un voto. 

Por el lado internacional la Premier del Reino Unido, Theresa May, presentó frente a la Comunidad Europea una serie de concesiones a medida que toman forma las negociaciones del Brexit, no obstante, las autoridades europeas fueron muy cautas en sus reacciones argumentando de que aún había mucho camino por recorrer en un periodo muy corto de tiempo sin que el Reino Unido haya desplegado un ambiente propicio para que éste se lleve a cabo. Finalmente, el Banco Central de México decidió incrementar su tasa de instancia monetaria hace 7% (+25 puntos base) bajo el entendimiento de que los shocks inflacionarios aún persisten a medida que la inflación se ha encumbrado hacia 6.2%. 

Sin duda alguna, en una semana en la cual hubo pocos datos macroeconómicos, los resultados de los tests de estrés bancarios, publicados en primera instancia, no trajeron sorpresa alguna ya que las 34 instituciones financieras tendrían capital suficiente para amortiguar una crisis severa dentro de los próximos 2 años. Sin embargo, este próximo miércoles 28 de junio se publicará la segunda parte de dichos exámenes donde suele haber sorpresas ya que la Reserva Federal (FED) pone restricciones a la devolución de capital. Entre medio habrá por lo menos seis intervenciones verbales por distintos miembros de la FED los cuales siguen en pos de explicar el programa para recortar la exposición financiera del instituto emisor. Por su parte se estarán publicando los datos de confianza y sentimiento del consumidor, la última lectura del crecimiento del PIB del primer trimestre (estimado en 2.3%) y el ingreso y gasto personal marcando el cierre del segundo trimestre del año. El siguiente jueves 29 de junio no sólo estaremos conociendo los resultados trimestrales de Nike sino que se estará celebrando el décimo cumpleaños de los iPhone con bombos y platillos ya que fue dicho producto el cambió la vida de gran parte de la población adulta radicalmente. 

En Europa el foco estará puesto en la expansión de la base monetaria seguida por la lectura de inflación preliminar que podría nuevamente enmarcar el proceso de des inflación por el que está atravesando la región. A su vez las negociaciones entre el Reino Unido y la Comisión Europea continuarán haciendo ruido. En Japón se publicarán los datos de inflación, producción industrial y ventas retail los cuales nos darán un mejor indicio acerca del dinamismo que conlleva dicha economía. Por el lado de China estaremos expectantes al grado de iliquidez financiera que se viene presentando mientras que se publican los datos oficiales PMI de actividad económica del mes de mayo. Finalmente, por el lado empresarial aparte de los resultados de Nike habrá otra serie de empresas que incluyen a Darden, KB Homes, Pier 1 Imports y Walgreens que nos estarán dando una temperatura del segundo trimestre del año. 

El brusco movimiento a la baja registrado en el precio del petróleo, que lo dejó al cierre de la semana girando en torno a US$42.8 el barril, empezó a tener impactos secundarios sobre las paridades cambiarias de Brasil, Colombia y Rusia cuyas monedas empezaron a registrar deprecaciones frente al dólar a medida que el precio del crudo se va deteriorando. El rublo ruso, por ejemplo, se ha depreciado del orden de 4% superando la paridad R$60 por dólar siendo que a principios de mes ésta se estaba transando cercana a R$56.5. En el caso del Real brasileño la moneda se movió hacia BR$3.34 siendo que la semana anterior estaba girando en torno a BR$3.27. Finalmente, el tipo de cambio colombiano pasó en cuestión de días hacia COP$3,025 por dólar desde COP$2,895 a principios de mes siguiendo el mismo patrón que registró dicha moneda a principios del año anterior cuando el precio del petróleo se resintió por debajo de US$30 el barril. Sin duda alguna estas son las primeras reverberaciones que está generando el movimiento del petróleo y que tendremos que monitorear en particular porque los bancos centrales de estos tres países empezaron a adoptar medidas pro cíclicas, bajando sus tasas de política monetaria, a medida que sus paridades cambiarias se estabilizaron permitiendo que las presiones inflacionarias cediesen. De continuar deteriorándose el precio del crudo en los meses estivales el impacto sobre las paridades de éstos países petróleo dependientes podría tener un impacto adverso revirtiendo nuevamente las tendencias des inflacionarias que venían registrando sus monedas.

En Estados Unidos las peticiones iniciales de desempleo se mantuvieron girando en torno a 241 mil mientras que los precios de los bienes inmuebles medidos por el FHFA treparon hacia 6.8% (desde 6.4%). Por su parte las ventas de viviendas existentes se expandieron del orden de 2.7% año a año (desde 1.5%) alcanzando 5.62 millones de unidades en términos anualizados mientras que las ventas de viviendas nuevas fueron del orden de 610 mil en términos anualizados superando las 590 mil que tenía contemplado el mercado. Por su parte la lectura preliminar del PMI de actividad compuesta cedió marginalmente hacia 53 puntos (desde 53.9 puntos) liderada por una inusual caída en el sector manufacturero.  

En la Euro Zona, a un año del voto del Brexit, los comentarios políticos en contra del Reino Unido se dejaron sentir tras que la Premier inglesa, Theresa May, argumentase que su país respetará a los ciudadanos europeos como parte de los acuerdos que se están negociando. A lo que Jean Claude Juncker, Presidente de la Comisión Europea, argumentó que nada de lo que había comunicado May tenía claridad. Por su parte la lectura preliminar PMI compuesta de la región sufrió un traspié hacia 55.7 puntos (desde 56.8 puntos) tras que el sector servicios se desajustase hacia 54.7 puntos (desde 56.2). Habiendo denotado aquello el sentimiento económico en la Euro Zona alcanzó su mayor nivel en 16 años pasando hacia -1.3 puntos (desde -3.3 puntos) ratificando el buen momento por el cual está a travesando la región con el apoyo de las autoridades monetarias.

Entre medio debemos destacar que el Comité selectivo de los índices MSCI optó por incluir como parte de sus índices emergentes acciones serie A del mercado chino. El índice emergente incorporará 222 acciones representantes de las empresas más grandes de dicho país representando casi 0.7% del índice general mundial yendo hacia delante. El cambio es marginal ya que el mercado chino se encuentra representando casi en un 27% en el índice de mercados emergentes a través de acciones serie H que hoy se transan en el mercado de Hong Kong sin restricciones. MSCI señaló que el reciente acceso a través de distintos mercados bursátiles a los papeles de mainland China con restricciones limitadas permitirán que los fondos pueden replicar los índices con facilidad, tema que no había estado presente en los últimos años. Los índices empezarán a incorporar estos papeles a partirá del próximo año dando la posibilidad que los inversionistas institucionales puedan realizar los ajustes pertinentes en sus portfolios de inversión. 

En México las autoridades monetarias decidieron aumentar su tasa de instancia monetaria en otros 25 puntos dejándola en 7% tras que la inflación en el país se encumbrase en 6.2% siendo que la meta central es del orden de 3%. Por distintas razones el Banco Central de México estima que la inflación cederá hacia el rango superior de 4% hacia principios del año 2018 para luego centrarse en la meta durante la segunda mitad del año.

Finalmente, el fundador y CEO de Uber, Travis Kalanick, presentó su renuncia al cargo dejando en manos del Directorio el reemplazo de casi toda la plana mayor gerencial de la empresa. Ello tras que cinco fondos de inversión aportantes de capital en rondas anteriores argumentasen que la salida de Kalanick era necesaria para poder continuar el proceso de expansión de la empresa alejados de los problemas de discriminación que se han presentado en meses recientes.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

.      

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

.      

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

    

 

 

 

 

 

 

Miércoles, 21 Junio 2017 10:33

EL MERCADO A MITAD DE SEMANA

Tras haber cerrado nuevamente en sus máximos históricos los principales índices accionarios estadounidenses el lunes pasado tras un renovado apetito por el sector tecnología tras la adquisición de Amazon por Whole Foods Market (WFM) los índices se dieron un respiro arrastrados por el desgaste que viene teniendo el precio del petróleo que el martes sumó otra caída dejándolo en torno a US$43 el barril aún con fuertes presiones a la baja. Desde el pasado 23 de febrero el precio del petróleo acumula una caída del orden de -20.3% teniendo un impacto directo sobre el sector energético dentro de los índices accionarios. Sin duda alguna que este comportamiento también tendrá una incidencia sobre los spreads del segmento de high yield de bonos y eventualmente una incidencia sobre el comportamiento bursátil de algunos países como Brasil, Colombia, México y Rusia que se vieron afectados considerablemente durante el primer trimestre del año anterior cuando el precio del crudo colapsó por debajo de US$30 el barril, tema que abordaremos en mayor detalle a continuación. 

Por su parte el Banco Central Europeo (BCE) anunció formalmente que publicará, a partir de este lunes siguiente, las posiciones que ha comprado en bonos corporativos tras que el instituto emisor fuese criticado por la falta de transparencia con la que se estaba llevando a cabo el programa de liquidez que contempla, como parte de las compras mensuales del orden de €60 mil millones, la compra de instrumentos corporativos. El ECB estará detallando semanalmente todos los instrumentos donde ya veremos si es que optó por seguir el mismo proceso que el Banco Central de Inglaterra quien optó por adquirir instrumentos de empresas multinacionales estadounidenses como parte de su programa. 

Por otro llado el Comité selectivo de los índices MSCI optó por incluir como parte de sus índices emergentes acciones serie A del mercado chino. El índice emergente incorporará 222 acciones representantes de las empresas más grandes de dicho país representando casi 0.7% del índice general mundial yendo hacia delante. El cambio es marginal ya que el mercado chino se encuentra representando casi en un 27% en el índice de mercados emergentes a través de acciones serie H que hoy se transan en el mercado de Hong Kong sin restricciones. MSCI señaló que el reciente acceso a través de distintos mercados bursátiles a los papeles de mainland China con restricciones limitadas permitirán que los fondos pueden replicar los índices con facilidad, tema que no había estado presente en los últimos años. Los índices empezarán a incorporar estos papeles a partirá del próximo año dando la posibilidad que los inversionistas institucionales puedan realizar los ajustes pertinentes en sus portfolios de inversión. 

En Arabia Saudita hubo un cambio en la sucesión del Rey Salman tras que el Ministro de Energía e hijo directo del monarca, Mohammed bin Salman, fue suscrito como sucesor directo al trono mientras que Mohammed bin Nayef, quien ocupaba el cargo hasta ayer por la tarde, fue despojado de todas sus responsabilidades dentro del gobierno saudí, marcando un cambio fundamental en las relaciones diplomáticas de la región. Por su parte en Brasil la policía federal argumentó formalmente que hay indicios que el Presidente Temer habría estado involucrado en actos de corrupción dejando en manos de la Corte Suprema la decisión acerca de un posible “impeachment” complicando aún más la situación geopolítica en dicho país. Finalmente, el martes por la tarde el fundador y CEO de Uber, Travis Kalanick, presentó su renuncia al cargo dejando en manos del Directorio el reemplazo de casi toda la plana mayor gerencial. Ello tras que cinco fondos de inversión aportantes de capital en rondas anteriores argumentasen que la salida de Kalanick era necesaria para poder continuar el proceso de expansión de la empresa alejados de los problemas de discriminación que se han presentado en meses recientes. 

A finales de mayo daba la impresión, cuando los países de la OPEP conjuntamente con Rusia y otros países acordaron extender el recorte de producción en 1.8 millones de barriles por día hasta el primer trimestre del año 2018, que el precio del petróleo encontraría sustento por encima de US$50 el barril. Entre medio el dólar se empezó a depreciar a nivel mundial abaratando el costo del crudo en términos relativos algo que debiese haberse traducido en un sustento. Posterior a ello la crisis del Medio Oriente se agravó tras que varios países, incluyend Arabia Saudita, optaron por congelar sus relaciones diplomáticas con Qatar e intensificaron los dimes y diretes con el recientemente relecto gobierno de Irán. Todos argumentos suficientes que podrían haber fijado el precio del petróleo en los niveles esperados por la OPEP. Sin embargo, según la Agencia de Energía Internacional, el exceso de producción naciente de los productores estadounidenses estaría complicando nuevamente el desbalance entre la demanda y oferta de petróleo. Por ahora este desbalance que se estimaba podría equilibrarse hacia principios del año 2018 ahora se está estimando para finales del año siguiente si es que no se hace un esfuerzo por recortar producción. La producción estadounidense viene expandiéndose del orden de 7.3% desde el anuncio de recorte de producción por parte de la OPEP a finales del año anterior. 

Por ahora, y con el precio del petróleo girando en torno a US$43 el barril, la reacción del mercado de bonos estadounidenses de high yield y otros mercados emergentes ha sido tenue. No obstante, no debemos perder de vista de que un mayor ajuste en el precio del petróleo en los meses siguientes podría gatillar problemas en dichos mercados como ya vimos el año anterior. El impacto sobre el mercado cambiario y posterior problema fiscal de ciertos países petróleo dependientes podría replicarse rápidamente generando una salida de flujos de dichos países. Puede que el cambio de poderes políticos en Arabia Saudita sea una reacción al comportamiento que viene exhibiendo el precio del crudo, no obstante, por ahora el mercado no ha reaccionado. 

Domingo, 18 Junio 2017 15:53

EL MERCADO ESTA SEMANA

Cuando parecía que el bosquejo monetario planteado entrando al segundo semestre del año se desplegaba al pie de la letra, con la Reserva Federal subiendo su tasa de instancia monetaria hacia 1.25% (+25 puntos base) y otros bancos centrales manteniendo sus programas intactos, y a la vez la recomposición de las carteras de inversión se extendían de manera ordenada y organizada, Amazon, el mayor disruptor de mercado en los últimos años, el viernes pasado anunció la compra de la cadena supermercadista Whole Foods en US$13,700 millones mandando escalofríos a través de la industria de retail haciendo que los precios de algunas acciones como Costco y Walmart se desajustasen del orden de -7.2% y -4.7%, respectivamente.

Ya habíamos visto como el precio de Amazon había sobrepasado los US$1,000 por acción a principios de mes poniendo en duda las valorizaciones a las que se venía transando el instrumento para luego en las subsiguientes semanas registrar una toma de utilidades que terminó el viernes con un repunte cercano a +2.4% dejándolo en US$988 por acción. A medida que el foco de las principales cadenas de supermercado era la de potenciar sus ventas online Amazon dio una estocada el viernes al entrar en el mundo físico de la distribución de bienes y servicios comprando 460 puntos de venta que aparentemente pocos lo tenían contemplado. Whole Foods no sólo se ha especializado en la venta de productos de consumo saludables, sino que también tiene una clientela enfocada en alimentarse de manera saludable y consciente dispuesta a pagar más por ello. La empresa, sin embargo, estaba en una pelea interna con una serie de fondos de inversión activistas que estaban exigiendo cambios profundos a nivel directriz y gerencial que llevaron a que el recientemente recompuesto Directorio decidiese aceptar la oferta realizada por Amazon. Puede que otras cadenas de supermercados salgan a realizar una contraoferta más alta, no obstante, ya veremos de quien se fiará Amazon para el financiamiento de la compra de dicha organización pudiendo haberse asegurado de entrada la compra de dichas operaciones.

Habiendo señalado  aquello, hay que mencionar que los bancos centrales de Inglaterra y Japón decidieron mantener sus programas monetarios sin cambio alguno, no obstante, ambas decisiones fueron cuestionadas internamente pudiendo desplegar cambios en la estrategia comunicacional de ambos institutos emisores durante el tercer trimestre del año. En el frente político el fiscal independiente, Robert Mueller, que está llevando a cabo la investigación entre Rusia y personas asociadas al Presidente Trump, estaría evaluando si es que el mandatario buscó obstruir la justicia solicitando a distintas personas dentro de las agencias de inteligencia que terminasen con los procesos que se estaban llevando a cabo. Finalmente, los agentes de mercado también estuvieron informándose de la partida temporal e indefinida del CEO de Uber, Travis Kalanick, tras que se publicase un detallado y prolongado análisis acerca de discriminación femenina en la empresa, tema que tendrá que resolverse antes de que ésta pueda salir a mercado.        

Esta semana habrá muy pocos datos macroeconómicos que puedan generar un cambio de expectativas, no obstante, habrá un sin número de intervenciones verbales por distintos miembros de la FED quienes estarán clarificando la postura de la FED y el proceso de implementación del recorte en la posición financiera del instituto emisor. Varios de ellos estarán señalando que la economía se encuentra suficientemente estable y las condiciones inflacionarias están presentes para seguir subiendo la tasa y recortar la liquidez en pos de normalizar al sistema financiero. Entre medio, hacia el cierre de la próxima semana, se estarán publicando los datos preliminares de actividad manufacturera PMI a nivel mundial del mes de junio donde los agentes de mercado estarán dictaminando si es que la fortaleza industrial continuó hacia el cierre del segundo trimestre del año. Sin embargo, lo que determinará el comportamiento de mercado nacerá de los resultados trimestrales que estarán reportando empresas que incluyen a Adobe, Bed Bath and Beyond, Carmax, Carnival, Fedex, Lennar y Redhat como antesala a los resultados del segundo trimestre que empezarán formalmente con la publicación de las cifras de Nike el próximo 29 de junio.

El jueves pasado el precio de la acción de Nike se desajustó casi -3% tras que la empresa anunciase un recorte de 2% de su personal a nivel global conjuntamente con la consolidación de sus divisiones en pos de reducir su estructura de costes y hacer frente a la competencia que viene registrando no sólo en la industria del zapato deportivo sino también de ropa deportiva. Por su parte otro factor que estará jugando un rol primordial será la posible incorporación de China al índice de mercados emergentes establecido por el MSCI quien el próximo 20 de junio estará nuevamente decidiendo si lo lleva a cabo o no, algo que lleva haciendo por tres años consecutivos. Por ahora MSCI ha argumentado que el acceso al mercado bursátil chino sigue restringido y la gobernancia corporativa de las empresas listadas tiene camino por recorrer. No obstante, de proceder a incorporar a China (acciones serie A) en dicho índice ello llevaría a una recomposición de los portfolios de inversión a nivel mundial. En Francia actualmente se está llevando la segunda ronda electoral parlamentaria donde se estima que el partido de Emmanuel Macron estará ganando la mayoría otorgándole el poder suficiente para llevar a cabo las reformas necesarias que necesita el país. Entre medio esta semana empezarán formalmente las negociaciones del Brexit entre autoridades del reciente formado gobernio de Theresa May y la Comunidad Europea.   

A pesar de que la Reserva Federal (FED) delineó la hoja de ruta monetaria que seguirá durante el segundo semestre del año, primero subiendo la tasa de política monetaria en 25 puntos base hacia 1.25%, designando otra alza de 25 puntos base más hacia el cierre de año y bosquejando el programa de recorte de la posición financiera del instituto emisor, programa que estaría siendo ejecutado antes de que termine el año, la tasa soberana a 10 años cedió repentinamente hacia 2.14% como si el instituto emisor hubiese perdido credibilidad. Dentro de los factores que influyeron en el comportamiento de la tasa se encuentran una desaceleración en las ventas retail hacia 3.8% (desde 4.6%), la caída en la inflación subyacente hacia 1.7% (desde 1.9%) y el desplome que sufrió el precio del petróleo hacia US$44.5 el barril generando menores expectativas de crecimiento para el país y menores presiones inflacionarias. La Presidenta de la FED, Janet Yellen, argumentó que las condiciones para que la inflación vaya tomando forma estaban prácticamente dadas bajo el entendimiento que la tasa de desempleo había cedido hacia 4.3% y que la inflación salarial empezaría a tomar fuerza. Habiendo señalado  aquello lo que más llamó la atención fue la corrección del escenario base que realizó el instituto emisor en el frente laboral proyectando que este año la tasa se mantendría baja en 4.3% y los próximos dos años ésta cedería aún más hacia 4.2%. La proyección de marzo contemplaba una tasa de desempleo que encontraba piso en 4.5%. Sin embargo, ni el crecimiento económico, estimado en 2%, ni la inflación proyectada en torno a 2%, cambiaron fundamentalmente en el escenario base de la FED en esta última edición. A lo que Yellen dio a entender que la economía tenía que andar a una tasa de desempleo más comprimida para generar la inflación meta en el mediano plazo, tema que abordaremos en mayor detalle a continuación.

A su vez la FED delineó que el programa de recorte en las posiciones financieras de la FED empezará más antes que después partiendo por dejar de invertir los vencimientos de la deuda tanto soberana como inmobiliaria. Partirán con un proceso de desinversión de US$6 mil millones mensuales en soberanos subiendo dicho techo cada trimestre en otros US$6 mil millones hasta alcanzar un techo máximo de US$30 mil millones mensuales. Por su parte en activos inmobiliarios el techo partirá en US$4 mil millones mensuales siguiendo el mismo protocolo trimestral subiendo en escalones de US$4 mil millones hasta alcanzar un techo de US$20 mil millones mensuales. Sin embargo, la FED abrió las puertas para cambiar dicho proceso según sea necesario dependiendo del comportamiento de la economía. Es de esperar que el programa se formalice en septiembre.

Aun cuando el Banco Central de Inglaterra optó por dejar su programa monetario intacto el voto por mantener la tasa de política monetaria en 0.25% fue dividido. Esta fue la primera vez desde mayo del año 2011 que hubo disensión interna donde 3 de los ocho miembros votaron a favor de un alza bajo el entendimiento que la inflación podría estar escapándose al haber trepado hacia 2.9% siendo que la meta es de sólo 2%.

En Japón las autoridades monetarias optaron por dejar sin cambio alguno su programa monetario donde la tasa de instancia queda -0.10%, anclar la tasa a 10 años hacia cero y finalmente aumentar la base monetaria en ¥80 trillones anuales en pos de reinflar su economía. El Directorio del Banco Central de Japón también registró un voto dividido por los dos mismos miembros que vienen expresando su malestar por el excesivo programa que viene adoptando el Presidente del BOJ, Haruhiko Kuroda. Sin embargo, esta fue la última en la que participarán ambos esperando que durante el segundo semestre el Comité se encuentre consensuado mandando un mismo mensaje necesario para la adecuada implementación del programa monetario. Según Kuroda la economía va tomando tracción y la baja tasa de desempleo de 2.8% debiese generar presiones inflacionarias en el mediano plazo, argumento similar al que utilizó la FED para justificar su alza de tasa.

En el plano internacional los ministros de finanzas de la Euro Zona lograron un acuerdo para desembolsar €8,500 millones a Grecia para que ésta pueda hacer los pagos a sus acreedores del orden de €7 mil millones en el mes de junio. El acuerdo alcanzado con el FMI es confuso ya que el organismo internacional se compromete a financiar a Grecia una vez que haya terminado el programa de financiamiento por parte de sus contrapartes a mediados del próximo año bajo el entendimiento que en aquel entonces se reprogramará la deuda o se renegociarán las tasas de interés para permitir que Grecia puede rebajar su deuda fiscal en el mediano plazo.

Finalmente, ya quedando sólo dos semanas para el cierre del segundo trimestre las estimaciones de ventas y utilidades para las empresas del S&P 500 se han corregido a la baja hacia 4.9% y 6.6%, respectivamente. Terminando la entrega de resultados del primer trimestre las cifras rondaban 6% y casi 10%. Esta corrección sin duda alguna ha tenido también una incidencia sobre el comportamiento de mercado en la última semana a medida que los analistas se van poniendo más cautelosos ya que otras empresas, como Nike, pueden estar enfrentados a pérdida de competitividad producto de la apreciación del dólar en los últimos meses.

Página 1 de 31